Inversión

Banca March: "El valor está en las Bolsas europea y asiática"

La entidad cree que los sectores defensivos europeos serán los que darán mayores beneficios en el mercado. En renta fija, el potencial se encuentra en los bonos high yield.

Banca March: "El valor está en las Bolsas europea y asiática"

La incertidumbre vuelve a estar sobre la mesa en los mercados. De las decisiones de los bancos centrales comienzan a alimentarse las Bolsas, que hoy esperan con optimismo las palabras de la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen. Gran parte del mercado confía en que no habrá subida de tipos. Sin embargo, las dudas, no solo hoy, si no en los próximos meses, seguirán presentes en los parqués de todo el mundo. Para ello, Banca March ha dado hoy algunas claves de la estrategia que deberían seguir los inversores que quieran beneficiarse de las oportunidades que ofrece el mercado. 

Según Alejandro Vidal, director de estrategia de mercados de Banca March, el valor se encuentra en la renta variable europea y la asiática. Desde la entidad consideran que beneficios de las empresas podrían haber tocado fondo a finales de 2015, por lo que las revisiones han mejorado. Esto también se apoya en los fundamentales (crecimiento moderado, tipos de interés bajos, mejoría en los beneficios empresariales), que contribuyen a la mejora de la renta variable. 

Y es que aunque Vidal cree que las Bolsas no están baratas -aunque están en niveles justificables- la renta variable se sigue beneficiando de una rentabilidad por dividendo atractiva, sobre todo si se compara con la rentabilidad de los bonos corporativos. Entre las Bolsas que ofrecen mayor rentabilidad, el experto apunta a la estadounidense, cuyo ROE se sitúa en el 12% frente al 7% de la europea. Sin embargo, en EE UU la posición de la entidad es neutral debido al riesgo de la subida de tipos en el país y a la celebración de las elecciones presidenciales. 

Entre los sectores que consideran más atractivos destacan los de corte defensivo, entre los que destacan las empresas dedicadas al consumo o las farmacéuticas. Además, Banca March recomienda fijarse en compañías potentes con una buena visibilidad y modelo de negocio. 

Entre las menos atractivas, nuevamente se vuelve a poner el foco sobre la banca, que sigue mostrando serios problemas de rentabilidad, además de afrontar riesgos y desafíos estructurales. "En momentos de caídas, algunas compañías del sector financiero podrían ser interesantes pero por ahora no lo recomiendo", apunta Vidal. 

Respecto a las materias primas, el director de estrategia de la entidad tampoco se muestra optimista. "El cartel de la oferta de petróleo tiene que tender a recomponerse. Eso dará algo de visibilidad pero no creemos que desde el punto de vista de la demanda a corto plazo tengamos grandes motivos para pensar que el crudo llegará hasta los 70 u 80 dólares", señala el experto. Por este motivo, considera arriesgado apostar por activos relacionados con las materias primas. 

En cuanto a la renta fija, el mayor potencial estará en los bonos high yield, que además están respaldados por el BCE en Europa. Tras los high yield, los bonos emergentes también tienen interés por su mayor rentabilidad, especialmente los bonos en divisa local, en un contexto de mejoría de los fundamentales. Los únicos con menor potencial, según Banca March, son los bonos del Estado, ya que "la renta fija se ha acostumbrado a depender del QE". Por este motivo, apuntan a la necesidad de diversificar geográficamente las carteras y destacan la rentabilidad de los bonos americanos como una de las más altas del G-10, siendo interesante tener cierta exposición a tipos americanos y de otros países desarrollados no europeos. 

Normas