Así ha sido el fiasco de Tay, la inteligencia artificial racista y misógina de Microsoft

Así ha sido el fiasco de Tay, la inteligencia artificial racista y misógina de Microsoft

Hace apenas una semana, Microsoft se lanzó de forma pública, y a través de la plataforma de microblogging Twitter, con su proyecto de inteligencia artificial Tay. Un proyecto singular, capaz de aprender de las conversaciones que mantiene con humanos, y que ha encontrado graves problemas en su camino de desarrollo y aprendizaje, y acaba de ser retirado por segunda vez desde su lanzamiento original, después de que la firma de Redmond tuviera que emitir un comunicado oficial disculpándose por las respuestas racistas y xenófobas de su 'robot'. Esta vez, la segunda que Tay deja de dar respuestas en Twitter, el spam ha podido con el robot de Microsoft.

Un software informático similar a Siri, pero según la propia compañía de Redmond, creado especialmente para la interacción con un público de entre 18 y 24 años, para el cual tenía ya predefinidas algunas respuestas y estaba programado para seguir aprendiendo en base a estas interacciones. Sin embargo, el experimento de Microsoft, efectivamente, ha aprendido de todas las respuestas de sus seguidores, y no todas ellas son admisibles. La dramática situación de la inteligencia artificial de Microsoft ha llegado al punto de responder con frases como 'odio a los negratas', o lanzar alegatos contra el feminismo.

Así ha sido el fiasco de Tay, la inteligencia artificial racista y misógina de Microsoft

Microsoft se disculpa, pero culpando a los usuarios de Twitter porque "hubo un esfuerzo coordinado por parte de algunos usuarios para abusar de las capacidades de conversación de Tay, para que respondiera de forma inapropiada". Este fue el alegato de Microsoft tras la primera retirada de Tay, y añadían que "sentían profundamente los tweets ofensivos, no intencionados". Pero la herramienta ha sido relanzada, y de nuevo Tay ha tenido que ser retirado por problemas para mantener su normal actividad en la red social Twitter, donde permitía las interacciones de forma pública y a través de mensajes privados.

En la primera ocasión en la que tuvieron que cancelar el proyecto público de forma temporal, Microsoft ya anunció que Tay sería 'reprogramado' para volver a Twitter, y originalmente no ofrecieron una fecha concreta. Finalmente, Tay se había recuperado y sin previo aviso había vuelto a la actividad, pero de nuevo no está disponible, y por el momento Microsoft no ha vuelto a lanzar un comunicado al respecto, aunque siguen trabajando en su herramienta de inteligencia artificial.

Normas
Entra en El País para participar