La forma más barata de hacer que tu Smart TV tenga un mejor sonido

La forma más barata de hacer que tu Smart TV tenga un mejor sonido

Los televisores, por lo general, no pueden presumir de la calidad de audio. Ahora bien, lo cierto es que la mayor parte de esa 'calidad' en la experiencia acústica se pierde, precisamente, por el acondicionamiento acústico de la habitación en la que tenemos instalado el televisor. Y sí, un equipo de audio auxiliar, como puede ser una barra de sonido, mejora la experiencia. Sin embargo, no es sino porque 'compensa' las carencias de este acondicionamiento.

  • Hay que compensar las frecuencias, y el problema es de la habitación

Por lo general, los altavoces integrados de un televisor pecan de una mayor presencia de 'frecuencias agudas', motivo por el cual la mayoría de las barras de sonido y altavoces diseñados como equipo auxiliar de estos dispositivos añaden protagonismo a las frecuencias más graves. Sin embargo, solucionar esto es tan sencillo como acondicionar la habitación, y además de fácil es realmente económico.

La forma más barata de hacer que tu Smart TV tenga un mejor sonido

Lo único que vamos a tener en cuenta es que la instalación debe llevarse a cabo según la primera difusión del sonido. Es decir, que debemos colocar los absorbentes en la primera dirección en la que se emite el sonido -en frente de los altavoces-, o bien en la segunda dirección -en contra de la primera 'pared de rebote'-, de forma que se reduzca en mayor medida el exceso de frecuencias agudas.

  • Difusores y absorbentes acústicos

En favor de la espaciabilidad y envolvimiento, en términos de sonido, contamos como "difusor acústico" con las propias paredes de la habitación. El problema, sin embargo, es que en la mayor parte de los casos no contamos con los "absorbentes acústicos" necesarios para encontrar este equilibrio entre las frecuencias graves y agudas, donde las agudas toman protagonismo.

En este sentido, la clave es contar con materiales absorbentes, de grosor reducido, que se encarguen de eliminar el exceso de frecuencias agudas que emite el televisor. Y el cómo hacerlo es tan sencillo como colocar uno de los paneles porosos como el que mostramos en la imagen. Se colocan en la pared, justo detrás del televisor, o en la que esté colocada en frente de la pantalla. Y aunque puede ir en contra de la decoración, podemos colocarlo perfectamente detrás de un cuadro.

Normas