La nueva generación de pulseras inteligentes ya está aquí
La Sony SmartBand 2, con monitorización de estrés y mucho más, ya es oficial por 119 euros

La Sony SmartBand 2, con monitorización de estrés y mucho más, ya es oficial por 119 euros

Las pulseras indigentes están cada vez más de moda junto con los relojes inteligentes ya que, gracias a ellos, podemos monitorizar nuestra actividad y además recibir todo tipo de información sin necesidad de sacar nuestro teléfono móvil. Uno de los primeros fabricantes que se aventuró en este mundo fue Sony y, en esta ocasión, ha decidido lanzar una nueva versión de su producto más conocido, la Sony SmartBand 2.

El diseño, como podréis ver en las imágenes, es bastante similar al que ya vimos en la primera generación, aunque se han integrado algunas mejoras bastante importantes como comprobaréis a continuación. Así, por ejemplo, la primera gran novedad es un sensor de ritmo cardíaco avanzado que permite medir el nivel de estrés o excitación, de forma que la pulsera nos avise si debemos relajarnos. Además, como siempre, monitoriza todo tipo de actividad, incluso detectando si nos hemos quedado dormidos para que, en el caso de que ocurra y deseemos levantarnos a una hora determinada, se nos despierte en una fase de sueño que nos evite problemas de cansancio a lo largo del día.

Como ya es habitual en este tipo de pulseras, la Sony SmartBand 2 es totalmente resistente al agua y al polvo gracias a la certificación IP68, por lo que podremos sumergirla hasta tres metros durante 30 minutos sin miedo. Además, otra de las ventajas de este dispositivo es que no es necesario que el smartphone esté conectado para obtener información, sino que ésta se guarda y posteriormente se carga en la aplicación, algo bastante útil para salir a hacer deporte sin necesidad de llevar el teléfono encima.

Tal y como era de esperar, esta pulsera está especialmente diseñada para utilizarla junto a teléfonos Sony Xperia y trae consigo varias ventajas como la posibilidad de ser notificado a través de la pulsera si nos alejamos más de 10 metros del teléfono, evitando robos. No obstante, también es compatible con otros dispositivos Android a partir de 4.4 KitKat, o iOS, con la versión 8.2 o más, conectándose a través de Bluetooth y NFC.

Por último, la pulsera cuenta con LEDs RGB para crear varios colores para las distintas notificaciones, de forma que sepamos qué es lo que hemos recibido (o de qué tipo) sin necesidad de mirar el teléfono. La pulsera estará disponible en más de 60 países en blanco y negro –aunque posteriormente se pondrá a la venta en rosa y azul- a partir de septiembre a un precio de 119 euros.

Normas