_
_
_
_

ACS, Acciona y Sacyr plantan cara a Ferrovial en la guerra de autopistas en EE UU

Las cuatro coinciden en su interés por oportunidades multimillonarias de inversión en autopistas de peaje de Georgia, Virginia, Tenessee o Carolina del Norte

Javier F. Magariño
Ferrovial dividendo
El presidente de Ferrovial, Rafael del Pino, duranta la salida a Bolsa de Ferrovial en EE UU.Ángel Colmenares (EFE)

La apuesta por el mercado estadounidense de las infraestructuras cotiza al alza, y cuatro de las mayores firmas españolas del sector, Ferrovial, ACS, Acciona y Sacyr, no han dudado en trasladar al mercado planes que convergen en un ramillete de autopistas con miles de millones de inversión aparejada.

La competencia entre ellas sube de intensidad al otro lado del Atlántico y la compañía que preside Rafael del Pino ha movido ficha presentando oferta para la construcción y explotación de la SR-400 Express Lanes, en Atlanta (Georgia), junto a Macquarie y John Laing. Su rival por esta infraestructura de 25 kilómetros y unos 2.000 millones de dólares de inversión aparejada (1.840 millones de euros) es el consorcio formado por ACS y Acciona, en el que el socio financiero es el fondo Meridian.

Con el 80% de su valor relacionado con los activos en Norteamérica, Ferrovial ha elevado su predilección por EE UU liderando el plan de construcción y gestión de la Nueva Terminal Uno del aeropuerto JFK, donde tendrá que aportar 1.142 millones de dólares en capital (374 millones de dólares ya entregados a 31 de marzo). También reconoce interés por siete carreteras de pago en distintos puntos del país. Como principal operadora de carriles de peaje en Texas (LBJ, NTE y NTE 35W), y con presencia en Virginia (I-66) y Carolina del Norte (I-77), Ferrovial ha estrenado cotización en el Nasdaq con vocación de liderazgo en el sector estadounidense de las autopistas. Un cetro que ACS y Sacyr, esta aún con menor potencia de fuego, se disponen a disputar. También Acciona es recurrente en la presentación de muestras de interés y ofertas.

Además de la SR-400, la atención de Ferrovial está puesta en la I-495 de Alexandria (Virginia), con más de 2.700 millones de dólares de inversión estimada para la habilitación de cuatro carriles de pago a lo largo de 11 kilómetros. La compañía también es vista como fija para el concurso de la I-77 South en Charlotte (Carolina del Norte), por la que ya realizó una propuesta no solicitada por la Administración en 2022. La inversión presupuestada superará con creces los 2.000 millones de dólares para la instalación de cuatro carriles de pago en un tramo de 15 kilómetros.

En Nashville (Tenessee), Ferrovial ha identificado como oportunidades la I-24 e I-65, proyectos en los que se generarían cuatro carriles de peaje en cada una. Y en Atlanta (Georgia), la terna de iniciativas que atraen a esta compañía son la I-285 East, de 37 kilómetros de extensión; I-285 West, con peaje a lo largo de 22 kilómetros, y la citada SR-400. Las dos primeras están aún por licitarse.

Programas de apoyo a la inversión

Los grandes grupos de infraestructuras aprovechan en EE UU la creciente necesidad de inversión tanto en nuevos proyectos como en la remodelación de activos en servicio. El sector cruza el Atlántico atraído por planes como el de carreteras de Texas (Unified Transportation Program 2024); el Moving Forward de Florida; el Major Mobility presentado en Georgia, o las oportunidades en Tenessee, Virginia o Carolina del Norte, entre otros Estados. A ello se suman decenas de posibilidades derivadas de la iniciativa federal Infrastructure Investment&Job Act, por la que se doblaron los fondos para infraestructuras de transporte.

“Vamos a construir el futuro”, dijo el consejero delegado de ACS, Juan Santamaría, el pasado 10 de mayo ante su junta de accionistas. Su interés por el mercado concesional de EE UU es patente. La compañía concurre contra Ferrovial en el concurso de la SR-400 de Georgia, y es previsible que compita con ella por la I-285 de Atlanta, la I-24 de Tenessee, y la I-495 de Alexandria (Virginia).

El grupo que preside Florentino Pérez opera en el país norteamericano con la SH-288 de Houston (Texas) como principal activo, actualmente en riesgo de reversión a manos públicas. También se nutre, a través de la participada Abertis, de la concesión de los túneles Elisabeth River Crossings (ERC), en el área de Norfolk (Virginia), o de cuantiosas inversiones en el Estado libre asociado de Puerto Rico.

Sacyr, que acaba de presentar su plan estratégico 2024-2027, se estrenó en el terreno estadounidense de las autopistas el pasado febrero con la extensión de la I-10 de Luisiana (2.100 millones de dólares de inversión aparejada), infraestructura de nueve kilómetros que incluye la ejecución de un nuevo puente sobre el río Calcasieu. Una vez clavada esta pica en EE UU, su plan es reunir todos los activos concesionales en explotación bajo la marca Voreantis y abrir el vehículo a uno o dos socios de perfil financiero, que contarían con participaciones minoritarias. Sacyr cree que Voreantis rondará un valor de 1.700 a 2.000 millones, con lo que podría obtener entre 850 y 1.000 millones por una porción cercana al 49%. Esos fondos irían destinados, en buena parte, a cubrir nuevas inversiones, dándose un salto en la cantidad y calado de los proyectos a los que aspiraría. Crecer en Estados Unidos es estratégico.

El grupo que preside Manuel Manrique pugna en interés con Ferrovial y ACS por la I-285 de Georgia, la I-24 de Tenessee y la I-495 de Virginia. Además, podría disputar al conglomerado de la familia Del Pino la I-65 de Tenessee y la I-77 South de Carolina del Norte. Sacyr tiene al fondo Plenary como socio en el contrato de servicios para la Universidad de Idaho y en la autopista I-10, en la que también está Acciona, pero no existe compromiso o acuerdo estable para acudir con estos jugadores a por otros activos. La gestión de los servicios en universidades y de infraestructuras sociales también entran en la visión de negocio de Sacyr en el país norteamericano, además de tantear proyectos en Canadá (Ontario y Alberta).

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Para seguir leyendo este artículo de Cinco Días necesitas una suscripción Premium de EL PAÍS

_

Sobre la firma

Javier F. Magariño
Es redactor de infraestructuras, construcción y transportes en Cinco Días, donde escribe desde junio de 2000. Ha pasado por las secciones de Especiales, Cinco Sentidos, 5D y Compañías siguiendo la información de diversos sectores empresariales. Antes fue locutor de informativos en la Cadena Cope, además de colaborar en distintos medios de Madrid.
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_