Cree que el precio de la ampliación es bajo

El segundo accionista de Hochtief rechaza la entrada de Qatar

El fondo Southeastern, accionista de Hochtief, ha remitido una carta a la empresa en la que se opone a la ampliación de capital anunciada en plena opa de ACS y que dará entrada a Qatar. La entidad opina que el precio, de 57,11 euros por título, es significativamente inferior al valor intrínseco de Hochtief.

Hochtief ha recibido una carta de su segundo accionista después de ACS, Southeastern Asset Management, en la que este fondo de inversión muestra su rechazo a la ampliación de capital anunciada por la compañía en plena opa del grupo presidido por Florentino Pérez para dar entrada al emirato de Qatar en su capital.

En su misiva, el fondo, también presente en el capital de ACS con una participación del 5,05%, considera que el grupo germano ha realizado la ampliación a un precio (57,11 euros) significativamente inferior al "valor intrínseco de la empresa". "Creemos que es nuestra obligación pedir que aquellos miembros del consejo de vigilancia y el consejo de administración que tomaron esta decisión tan destructora de valor dimitan inmediatamente", indica la firma en su carta.

Hochtief anunció el pasado lunes que realizará una ampliación capital que suscribirá el fondo de inversión soberano de Qatar, con el fin de que se haga así con el 10% del capital del primer grupo constructor alemán.

El anuncio se reveló en pleno periodo de aceptación de la opa que ACS ha formulado sobre Hochtief, con el fin de elevar la participación del 29,9% que ya tiene como primer socio de la empresa -tras la ampliación ésta se diluirá al 27,2%-, hasta un porcentaje algo superior al 50% del capital. Ello le permitirá consolidar al grupo en sus cuentas. Con la opa, ACS busca cumplir con la obligación legal que impone cruzar el umbral del 30% del capital de una empresa.

En caso de no lograr con la oferta alcanzar la cota del 50%, la compañía de construcción y servicios compraría después acciones de Hochtief en el mercado.

El grupo español ha afirmado esta misma semana que mantiene "inalterable" su opa sobre Hochtief, pese a la decisión de la empresa alemana de ampliar capital. "ACS mantiene su oferta, que no ha cambiado y sigue inalterable", han indicado fuentes oficiales de la constructora.

Cadena de obstáculos para el grupo español

La decisión de Hochtief de ampliar capital no es el primer obstáculo que ha tenido que salvar ACS. Ha luchado con las reticencias de la cúpula de la compañía germana y ha tenido que convencer a los responsables de Leighton, la mayor constructora australiana y firma controlada por Hochtief. Su mayor preocupación era si ACS le permitiría mantener la independencia en la gestión con la que hasta ahora ha contado como filial de la alemana. En este sentido, ACS se ha comprometido a no realizar ningún cambio.

Entre los acuerdos figura que Hochtief, una vez controlada por ACS, no supere el actual 55% del capital de Leighton y que desde Alemania no se designen más de cuatro de los 12 miembros del consejo de Leighton. Prácticamente al mismo tiempo, ACS también consiguió el visto bueno a la opa por parte del regulador alemán (BaFin).