Foro Cinco Días

Blanco anuncia que en 2012 la aviación comercial tendrá que pagar por emitir CO2

El ministro de Fomento, José Blanco, ha anunciado hoy en el Foro Cinco Días que, a partir del 1 de enero de 2012, las aerolineas tendrán que pagar por las emisiones de CO2 que produzcan.

El ministro José Blanco en el Foro Cinco Días
El ministro José Blanco en el Foro Cinco Días

En el foro Los desafíos de la aviación civil internacional, que se celebra hoy en Madrid, el ministro Blanco ha dicho que éste será uno de los asuntos que se tratarán durante los seis meses de la presidencia española de la Unión Europea.

Blanco ha explicado que es "particularmente importante" que la aviación comercial entre a formar parte del comercio de emisiones de CO2 tras los "escasos" resultados de la Cumbre de Copenhague sobre el cambio climático que tuvo lugar a finales de año pasado y que reunió a los líderes mundiales con el objetivo de alcanzar un acuerdo para la reduccion de los gases contaminantes.

Blanco también ha asegurado que durante la presidencia española de la UE se van a producir "cambios profundos" en la legislación de la seguridad aérea. El titular de Fomento ha afirmado que se van a desarrollar normas para prevenir y reducir cualquier situación de riesgo de accidente. Para esto, ha anunciado un cambio del protocolo de actuación de los pilotos y los tripulantes de las aeronaves.

En el encuentro también participan el director de Cinco Días, Jorge Rivera, y el presidente de la Organización de la Aviación Civil Internacional (OACI), Robert Kobeh.

El presidente de la OACI aseguró que en 2010 se prevé un crecimiento de la industria aeronáutica de un 4,5% y, entre 2011 y 2012, el sector repuntará hasta un 6%. Kobeh ha dicho que este último dato será transitorio y después caerá a niveles de este año.

Kobeh no se pronunció sobre la necesidad de usar el escáner en los aeropuertos. Sin embargo, dijo que está de acuerdo con aumentar la seguridad y añadió que las decisiones las deben acordar los estados miembros.

Sobre la polémica por los sueldos de los controladores, Kobeh no se refirió específicamente al caso español. Sin embargó, reconoció que "en algunos lugares cobran muy bien". Y añadió: "Lo que tienen que hacer es respetar algunas reglas en la administración de los servicios".