Capital humano

Las financieras cuidan cada vez más a los suyos

Los recursos humanos de las empresas están cada vez más valorados. Y es que así como las organizaciones piden de sus trabajadores una profesionalidad y un perfil determinado, los empleados también son más exigentes. Poco a poco las compañías se están poniendo al día y adoptan innovadoras políticas que mejoran la satisfacción y el orgullo de pertenencia de los profesionales al grupo. Las entidades financieras no se han quedado al margen de estas necesidades empresariales. Entre las principales cuestiones a la hora de implantar unas políticas eficaces de recursos humanos, los expertos señalan que resulta fundamental que estén correctamente integradas en la estrategia general de la compañía.

BBVA ha presentado esta semana el Plan de Beneficios Personales, que define como un programa 'ambicioso e innovador', sobre todo porque se trata de una iniciativa que incluye al 100% de la plantilla en España (unos 30.000 trabajadores). 'Aunque el proyecto arranca aquí, se ha concebido como un modelo global que luego se pueda adaptar al resto de países', asegura Ángel Cano, director de recursos y medios de BBVA. 'Nuestra intención es que se cree un compromiso bidireccional que permita atraer, retener y gestionar el mejor talento', señala.

'Este nuevo plan se integra dentro de la política de retribución fija más variable que ya está dentro de la cultura del grupo desde hace muchos años y que ahora se amplía. Consiste en un conjunto de productos y servicios que buscan aportar soluciones para cubrir las necesidades personales y familiares de los empleados', declara Juan Ignacio Apoita, director de recursos humanos.

Las nuevas medidas se sitúan en torno a tres ejes fundamentales: un sistema de retribución flexible, productos y servicios tanto internos como externos con descuento para los empleados en áreas de salud, ocio y seguros y un tercer sector de beneficios generales (ventajas que recibe gratuitamente el empleado por su condición de trabajador de BBVA, como préstamos especiales o mejoras en los planes de pensiones).

Respecto a los motivos del creciente cuidado del capital humano, desde Caixa Galicia señalan que la fuerte expansión, tanto desde el punto de vista geográfico como de nuevas líneas de negocio que están llevando a cabo las entidades financieras, hacen que la necesidad de recursos humanos, bien preparados y comprometidos con las empresas, sea cada vez más fuerte. Además, 'la principal palanca de diferenciación que existe hoy en día para nosotros es, precisamente, el capital humanos', indican.

Posibilidades de desarrollo profesional, la formación necesaria para poder alcanzar los objetivos que se les fijen y que les prepare para afrontar nuevos retos son algunas de las demandas de los trabajadores, y las entidades van haciendo eco de estas necesidades. Entre ellas están las financieras, como demuestra la experiencia del Santander, Santa, que regalará 100 acciones a cada uno de sus 130.000 empleados para celebrar su 150 aniversario, lo que supondrá un desembolso de 184 millones.

Así, poco a poco y con medidas novedosas y diferentes las entidades financieras demuestran que verdaderamente sus empleados son uno de los ejes claves de su negocio.