_
_
_
_
_

La criptoindustria tienta a la banca para acelerar la adopción del bitcóin

El sector espera que los bancos comiencen a ofrecer servicios de criptomonedas a partir del primer trimestre de 2024. La subida de la cotización de estos activos apresura los planes

Una tienda de compra y venta de bitcóin en Estambul
Una tienda de compra y venta de bitcóin en EstambulChris McGrath (Getty Images)

De la irrelevancia a una nueva primavera en tan solo un año. El rally del bitcóin desde septiembre, con un alza acumulada del 80% en menos de tres meses, no deja a nadie indiferente. El sector tecnológico aprovecha el viento a favor para retomar sus planes de expandir la base de usuarios cripto gracias al múscu­lo de los bancos. La integración de soluciones ya existentes, prometen las criptofirmas, permitiría que las entidades bancarias ofrezcan rápidamente soluciones de compra y venta de activos digitales, incluso antes de la entrada en vigor de la nueva reglamentación europea.

“Vemos un fuerte cambio en el mercado”, afirma a CincoDías Anton Langbroek, vicepresidente comercial de Bitpanda Technology Solutions (BTS). Y lanza, de forma poco habitual, una línea de tiempo clara: “En el primer trimestre de 2024 veremos los primeros bancos en España que ofrecen este servicio”. Esto permitiría elevar la baja penetración de estos activos en el mercado español, muy por debajo de Alemania y Austria, algo que entusiasma a esta compañía tecnológica.

El contexto y la integración de soluciones de terceros posibilitan que la banca acelere sus planes antes de la puesta en marcha de la reciente normativa europea sobre mercados de criptoactivos (MiCA). España ha decidido adelantar la aplicación del reglamento, pero igual deberá aguardar a diciembre de 2025. De cualquier manera, todavía debe esperar las normas técnicas que están desarrollando la Autoridad Europea de Valores y Mercados (ESMA) y la Autoridad Bancaria Europea (EBA), que aún están en proceso de consulta.

“La intención es ofrecer el producto al sistema financiero haciendo disponible toda la infraestructura necesaria sin tener que montar toda la solución”, explica José Ángel Fernández, director de innovación de Prosegur Cash. La solución “de marca blanca” que ofrece a sus clientes permite reducir la inversión para la banca, a la vez que resuelve las lagunas de conocimiento específico para las entidades bancarias.

A Prosegur y Bitpanda se suman otras firmas que ya ofrecen sus propias integraciones. Bitstamp, con sede en Luxemburgo, y también la española Bit2Me permiten a las instituciones financieras y startups incorporar sus soluciones.

La ofensiva comercial llega en un contexto de fuertes flujos hacia las criptomonedas. En las últimas diez semanas, los flujos totales de entrada al criptomercado alcanzaron los 1.760 millones de dólares a nivel mundial, destaca CoinShares. Esta es la cifra más alta registrada desde octubre de 2021. “Uno de los argumentos más fuertes para adoptar criptos tiene que ver con la salida de dinero del banco hacia ecosistemas externos. Si integras soluciones de intercambio y custodia cripto, ese dinero permanecería dentro del ecosistema de cada banco”, apunta Langbroek.

Costes

Una de las preguntas que aún están pendientes es cuáles serán las comisiones de transacción para los interesados en operar criptoactivos a través de su banco. Allí, las fuentes consultadas por CincoDías destacan que hay que comparar con lo que ha sucedido con la compra y venta de acciones. En los primeros días de banca por internet, las tarifas eran muy altas y ahora son muy bajas o incluso gratuitas. Esto obligara probablemente a los proveedores de criptosoluciones a mantener sus costes muy bajos y hacer muy eficientes las integraciones, para evitar grandes diferencias entre soluciones. 

España es diferente

El mercado español es uno de los más esquivos para los cientos de fintechs y empresas tecnológicas que buscan ofrecer su infraestructura cripto a la banca tradicional. Pese a que los fantasmas de las crisis de FTX y Binance parecen haberse desvanecido, la banca local se mantiene tímida y se resiste (de momento) a entrar en el negocio. “El mercado español es un poco diferente. Observamos que muchas entidades bancarias en el mercado ya están trabajando en activos digitales, pero aún son mucho más cautelosas en comparación con algunos otros países”, apunta Lang­broek.

En realidad, la banca española lleva años realizando pruebas para ofrecer el servicio de criptomonedas a sus clientes, ya sea a través de desarrollos propios o de terceros. Aunque, en general, las entidades vienen restando importancia al asegurar que se trata de “pruebas puntuales” que no han salido del laboratorio, las fuentes bancarias consultadas reconocen que se trata de un negocio en el que ven mercado e interés por parte de los clientes y ya se están preparando para la entrada en vigor de la normativa que les permita ofrecer los servicios con este tipo de activos. También demuestran interés en la tecnología blockchain.

“Los bancos llevamos tiempo trabajando en experimentos de cómo podemos operar con criptos, y MiCA nos da tranquilidad”, explica Santiago Fernández de Lis, responsable de regulación de BBVA, en una entrevista con CincoDías. Aunque advierte: “Es muy importante que los usuarios entiendan los riesgos y que sean conscientes de que esto no es para cualquier inversor”.

De momento, la banca española solo avanza a paso decidido en el frente de la educación financiera. Las entidades locales han desarrollado distintos contenidos, desde portales web hasta vídeos explicativos para dar a conocer los riesgos y oportunidades de la inversión en criptomonedas. “La explicación y educación contribuye, sin duda, a la adopción de estas soluciones”, comenta Langbroek.

Contrastes

Los lentos avances en España contrastan con lo que sucede en otros mercados de la eurozona. Raiffeisen­landesbank, una de las mayores entidades bancarias de Austria, con más de 125 años de antigüedad, anunció en abril que ofrecerá criptomonedas a sus clientes a través de Bitpanda. Hace pocas semanas, el banco austriaco confirmó que espera comenzar a ofrecer el servicio en el primer trimestre de 2024.

DZ Bank, el segundo mayor banco alemán por tamaño de activos, también anunció que pondrá en marcha una plataforma digital para que sus usuarios operen criptoactivos. Italia, Estonia, Lituania y Suiza igualmente cuentan con actores bancarios que ofrecen soluciones de compra y venta de bitcóin y otras monedas similares.

Por su parte, los neobancos N26 y Revolut ya integran estas soluciones en muchos mercados europeos. Mientras que N26 ofrece el servicio en seis países, incluido Portugal, Revolut ofrece esta opción en toda Europa. En España, Revolut comenzó a brindar este servicio a comienzos de 2022 y se encuentra inscrita en el registro del Banco de España de proveedores de criptomonedas, lo que no supone que la autoridad monetaria fiscalice la actividad de la empresa. Sin embargo, advierte en su página web de que “las criptomonedas son volátiles y no están reguladas ni protegidas”.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Regístrate gratis para seguir leyendo en Cinco Días

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte

Gracias por leer Cinco Días

_
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

_
_