_
_
_
_

Los tres retos de las compañías en el mundo de la posglobalización

Bain & Company anima a las empresas a reformar sus cadenas de suministros, reentrenar a sus plantillas y culminar su transformación tecnológica

Raquel Díaz Guijarro
Hernan Saenz, socio director y líder global del área de Performance improvement de Bain & Company.
Hernan Saenz, socio director y líder global del área de Performance improvement de Bain & Company.

El hecho de que no se hayan cumplido los peores augurios sobre la recesión global que numerosos analistas vaticinaron cuando se desató la invasión rusa de Ucrania no quiere decir que los riesgos hayan desaparecido por completo. El entorno económico sigue sumido en numerosas incertidumbres y la inflación se resiste a bajar a los niveles deseados, lo que impide vislumbrar el final de las subidas de los tipos de interés. El socio director y líder global del área de Performance improvement de Bain & Company, Hernan Saenz, en una conversación con CincoDías analiza todos los escenarios que se abren en la era hacia la que vamos, a la que denomina como el mundo posglobalizado.

“Nuestra opinión en Bain es que sí, vemos que viene una fase de turbulencias económicas, una recesión más compleja de lo que explican algunos economistas, porque se están dando circunstancias con las que no habíamos convivido antes”, asegura. El directivo de una de las principales consultoras mundiales, acostumbrado a que las firmas acudan a ellos con graves problemas y la urgencia de saber cómo solventarlos, recuerda que hay ciertos datos macro que ya adelantan que en el próximo otoño la actividad caerá a causa de un enfriamiento de la demanda global.

Sin embargo, se muestra más preocupado por los retos que han de afrontar las empresas en un entorno con el precio del dinero caro que se mantendrá durante bastante tiempo. “Después de cinco grandes recesiones desde los años noventa, la que se avecina ahora es completamente distinta porque la debilidad de la demanda tendrá que convivir con tipos de interés al alza y fuerte inflación, algo bastante inédito en muchos países y para muchas empresas”, avisa Saenz.

Si el entorno es tan desconocido, ¿qué deberían hacer las empresas si no quieren quedarse atrás? “Existen estudios que certifican que entre un 5% y un 10% de las empresas aceleran durante una recesión, mientras el resto no son capaces de hacerlo. La clave es encontrar las herramientas que permitan a las compañías superar estas crisis e incluso lograr mayor cuota de mercado”, explica el directivo de la consultora.

Más ingresos

“Recomendamos dos acciones. Por un lado, introducir más disciplina en el balance recortando algunos costes y, por otro, incrementar la capacidad para generar nuevos ingresos, de forma que cuando se supere la recesión esos recursos les permitirán invertir y ser más agresivos”, aconseja. Pero, más allá de la recesión, las empresas deben prepararse para los tres retos fundamentales que tienen ante sí: su transformación tecnológica, la reorganización de sus cadenas de suministro y, quizá la más importante, el relevo generacional de sus plantillas.

Después de las últimas crisis vividas por la escasez de suministros y los problemas de logística generados, las empresas están evolucionando hacia cadenas más cortas, con el objetivo de situarse más cerca de sus clientes, ser más transparentes y reducir su producción de carbono apostando por la economía circular. En cuanto a la tecnología y el futuro del mercado laboral, Saenz lanza una advertencia: “En Occidente no estamos creciendo en términos demográficos de la manera que se necesita”. Por este motivo, se muestra convencido de que la inmigración será esencial para cubrir todos los empleos que se precisan. “Se trata de población con unas capacidades diferentes, a quienes hay que formar en nuevas habilidades digitales. Debemos reentrenar a la gente como una fórmula idónea para combatir el desempleo estructural”, argumenta.

Frente a quienes temen los efectos perniciosos de la inteligencia artificial generativa, se muestra convencido de que “va a ayudar mucho, va a aumentar la capacidad de la gente, no la va a sustituir y además generará más empleo”. “Para utilizar responsablemente esta tecnología necesitamos al humano además de a la tecnología”, alega.

No obstante, cree urgente implantar marcos regulatorios donde no los hay, basados en valores y principios: “Puesto que la tecnología suele ir por delante, hay que ser cuidadosos con varias cosas: la privacidad, la propiedad intelectual y, sobre todo, tener claro qué se puede usar, qué no y para qué; de ahí que sea crucial tener un marco regulatorio”.

Tres fórmulas a evitar para encarar una recesión

Apostarlo todo al recorte. Existe un primer tipo de empresas que como principal reacción a la crisis optan por los ajustes. “Si los recortes son excesivos, suelen ser compañías que acaban quebrando”, advierten en Bain & Company. 
Al dictado de la moda. La segunda tipología de acción frente a la recesión es la de las compañías que se autodefinen como agresivas, no ajustan sus costes, pero tampoco refuerzan aquello que hacen bien y se limitan a apostar por lo que está de moda cada momento, como por ejemplo ahora el metaverso. Tampoco suele funcionar, coinciden los expertos.
Esperar a que pase la tempestad. Y en tercer lugar se encuentran las compañías que se decantan por esperar a que la recesión pase y deciden no tomar ninguna decisión estratégica. De nuevo, los consultores lo consideran un error que acabará saliendo muy caro.

Al dictado de la moda. La segunda tipología de acción frente a la recesión es la de las compañías que se autodefinen como agresivas, no ajustan sus costes, pero tampoco refuerzan aquello que hacen bien y se limitan a apostar por lo que está de moda cada momento, como por ejemplo ahora el metaverso. Tampoco suele funcionar, coinciden los expertos.

Esperar a que pase la tempestad. Y en tercer lugar se encuentran las compañías que se decantan por esperar a que la recesión pase y deciden no tomar ninguna decisión estratégica. De nuevo, los consultores lo consideran un error que acabará saliendo muy caro.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Raquel Díaz Guijarro
Es jefa de Empresas en Cinco Días. Especializada en economía (inmobiliario e infraestructuras). Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en Cinco Días. Previamente trabajó en Antena 3 Radio, El Boletín, El Economista y fue directora de Comunicación de Adif de 2018 a 2022. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense.

Más información

Archivado En

_
_