Noticia patrocinada

Knauf marca el camino para el modelo de edificación sostenible

“Abordamos la sostenibilidad, no como una moda pasajera, sino como parte de nuestra cultura de empresa”, asegura su CEO Alberto De Luca.

Un cambio en el sector reduciría notablemente el gasto energético y los gases de efecto invernadero

Alberto De Luca, CEO de Knauf.
Alberto De Luca, CEO de Knauf.

La edificación ocasiona el 30,1% del consumo de energía final y el 25,1% de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) pero la mitad de las emisiones de carbono previstas en el sector de aquí a 2050 están ocultas y no disponen de un plan para contrarrestarlas, según un informe de Green Building Council España (GBCe).

Uno de los principales motivos de este alto consumo es que el 75% del parque inmobiliario de la UE es ineficiente desde el punto de vista energético, es decir, gran parte de la energía que se consume en su entorno se malgasta. Por ello, para ahorrar en energía y combatir el cambio climático, se debe apostar por la edificación sostenible y la renovación de los edificios para aumentar su eficiencia energética.

El aislamiento interior y exterior puede reducir hasta en un 50% las pérdidas de energía de los edificios

Con 90 años de experiencia en el sector de la construcción, Knauf se postula como uno de los líderes en el cambio hacia un nuevo modelo de edificación sostenible. A la hora de escoger una vivienda, no se tiene en cuenta el proceso de su fabricación ni si los materiales empleados son sostenibles ni eficientes cuando esto va a determinar no solo un ahorro a lo largo de nuestra vida sino vivir de manera confortable frente a otras soluciones es, en realidad, una inversión a medio plazo.

“Compramos una vivienda por la ubicación o el precio, sin tener en cuenta otros factores como orientación, acústica, materiales empleados o eficiencia energética de la misma… y todo ello va a influir en nuestro confort, salud y el dinero que vamos a gastar en servicios. Cualquier inversión adicional en materiales y construcción eficiente se repercutirá en la disminución de la factura de los servicios”, señalan en la compañía.

Nuevos materiales

Un perfecto ejemplo de ello es el empleo de materiales que mejoran el aislamiento térmico de los edificios, con el que se obtiene una notable reducción del coste energético para calentar el hogar.

Del mismo modo, entran en juego otros factores como la térmica y la acústica. Hay que tener en cuenta que el Código técnico de Edificación entró en vigor en 2006 y a pesar de la modificación posterior de DBHR en 2008 sigue con un bajo aislamiento acústico y esto implica una falta de confort de los usuarios. En comparación con otros países de Europa, hay mucho por hacer ya que somos el país con menor exigencia en este sentido. Los edificios y viviendas anteriores ni siquiera cumplen esos mínimos.

El aislamiento interior y exterior puede reducir hasta en un 50% las pérdidas de energía de los edificios

Sin embargo, la revolución en la edificación no solo implica el uso de materiales sostenibles, sino también un cambio desde la misma raíz: los propios fabricantes. “En Knauf estamos comprometidos con esta filosofía empresarial. Abordamos la sostenibilidad, no como una moda pasajera, sino como parte de nuestra cultura de empresa. Buscamos ayudar a arquitectos, prescriptores y otros agentes de la cadena de valor respaldando sus diseños sostenibles y mejorando la eficiencia de sus proyectos con nuestros productos y soluciones”, asegura Alberto De Luca, CEO de la compañía.

No obstante, el encarecimiento de la energía no solo está afectando a los usuarios finales, sino a la propia industria que debe encabezar este proceso de transición ecológica. Así lo denuncia De Luca: “La industria que da servicio a la construcción está atravesando una situación sin precedentes, ya que ahora se están asumiendo unos costes que han llevado a muchas empresas del sector a parar la producción”.

La construcción genera entre el 30% y el 40% del total de las emisiones de efecto invernadero en España, según APCE.

A pesar de que ahora se ha alcanzado un acuerdo a nivel Europa para poner un tope al gas, la realidad es que, a día de hoy, las ayudas son inexistentes y se nos ha multiplicado por ocho los costes de producción

En otros países europeos como Italia, Alemania o Francia el Gobierno ha tomado medidas y existe un plan de transición energético, así como una plataforma de competitividad para el ahorro en la facturación del gas o mecanismos de crédito fiscal.

Next Generation

De acuerdo con la Comisión Europea, el 75% de los edificios no son energéticamente eficientes y requieren una renovación. Para mitigar este problema, el programa Next Generation, financiado por la Unión Europea, ofrece 4.420 millones de euros para la rehabilitación residencial y construcción de viviendas de alquiler social energéticamente eficientes.

Esta iniciativa que tenía la vocación de transformar el parque de viviendas tan envejecido en España no sabemos cómo avanza actualmente ya que no existen datos oficiales sólo los que se han publicado repartiendo los mismos por Comunidades Autónomas.

Hasta la fecha no sabemos el porcentaje ejecutado y en qué Comunidad se desarrolla con mayor celeridad o en qué tipo de actuaciones. Lo que sí existe una campaña muy activa por parte del Gobierno para que así sea.

El objetivo era alcanzar 510.000 actuaciones de renovación de viviendas de cara al segundo trimestre de 2026, lo que supone unas 71.000 viviendas al año. En 2019 se rehabilitaron algo más de 31.100 hogares y el objetivo del Gobierno es multiplicar la actividad por diez de aquí a 2030, llegando a las 300.000 viviendas al año.

La construcción genera entre el 30 y el 40% del total de las emisiones de efecto invernadero en España según APCEspaña. El propósito global de las actuaciones es reducir al menos un 30% el consumo de energía no renovable en los hogares y descarbonizar y bajar la demanda de calefacción y refrigeración como mínimo un 7%.

“Está claro que el nuevo Plan de Rehabilitación se ha marcado unos hitos relevantes (…) La rapidez de todas estas medidas será esencial para conseguir un impacto directo en la reactivación de la economía consiguiendo, a su vez, un cambio de mentalidad en cuanto a eficiencia energética se refiere, acelerando la transformación y modernización del sector de la construcción e inmobiliario”, considera el CEO de la compañía.

Como bien apunta De Luca, es urgente un cambio en la percepción de cuán importante es transformar el sistema actual de edificación tanto por parte de los fabricantes como de los usuarios que obtienen una vivienda. “Queremos conseguir que los edificios sean no solo confortables, sino eficientes, viables económicamente, saludables para las personas y respetuosos con el medioambiente”, sostiene.

Cada vez son más los usuarios que apuestan por rehabilitar sus hogares para convertirlos en espacios que les confieran una mayor calidad de vida y que consuman menos energía, pero es fundamental elegir a profesionales del sector para el desempeño de esta tarea. “Es de suma importancia saber elegir a empresas rehabilitadoras de confianza que instalen materiales de primera calidad como Knauf, fabricante líder de placa de yeso laminado y productos para la construcción en seco que aporta soluciones de aislamiento interior y exterior para reducir hasta en un 50% las pérdidas de energía de los edificios”, concluye.

Catálogo de productos

  • Paredes. La construcción en seco engloba, principalmente, las placas de yeso laminado y sus subestructuras (perfiles metálicos). Además, existen placas de fibra de yeso, placas de cemento y paneles para tabiques, así como perfiles y una extensa variedad de accesorios. La construcción en seco es el ámbito más consolidado en términos de ventas.

  • Techos. Para las soluciones de techos, los productos abarcan desde las placas de yeso, enlucidos, fibras minerales, lana de madera ..., además de la perfilería para su puesta en obra. Productos que ofrecen diseño, seguridad contra incendios, acústica y calidad del aire interior.

  • Suelos. Knauf ofrece una extensa variedad de productos para suelos. Ofrece todas las tecnologías, desde las clásicas soleras liquidas hasta suelos tipo parque y suelos con cámara de aire.

  • Sistemas de enlucido. La variedad consiste en yeso, enlucido ligado con cal y cemento rellenos para zonas exteriores e interiores.

  • Sistemas para fachadas. En función del clima del lugar y de las distintas maneras de construir tradicionalmente, Knauf abarca una amplia variedad de productos, desde sistemas para cerramientos exteriores, soluciones para fachadas ventiladas y enlucidos exteriores hasta materiales de aislamiento especializados.

  • Maquinaria. Knauf PFT produce y vende enlucidos y tecnología de transmisión para poder aplicar productos proyectados.

Normas
Entra en El País para participar