La empresa que produce vehículos de Jeep en China se declara en quiebra

La 'joint venture' entre Stellantis y GAC venía acumulando pérdidas. En julio informó que le había generado un impacto negativo en sus cuentas de 297 millones

El consejero delegado de Stellantis, Carlos Tavares.
El consejero delegado de Stellantis, Carlos Tavares. AFP

Los accionistas de la empresa conjunta entre Guangzhou Automobile Group (GAC) y Stellantis, denominada GAC-FCA, que ensambla los vehículos de la marca Jeep en China, han aprobado una resolución que autoriza a la misma a "declararse en quiebra", según ha informado este lunes Stellantis en un comunicado.

Esta decisión se produce en un "contexto de pérdidas" y la automovilística ha apuntado que ya "deterioró por completo" el valor de su inversión en GAC-FCA y en otros activos relacionados en sus resultados financieros del primer semestre de 2022. "Stellantis continuará brindando servicios de calidad a los clientes actuales y futuros de la marca Jeep en China", ha recalcado la compañía italofrancoestadounidense.

Un impacto negativo de 297 millones

Stellantis ya había anunciado el pasado julio su intención de poner punto y final a su participación en la joint venture con GAC, lo cual quedó reflejado con un impacto de 297 millones de euros en las cuentas del grupo presentadas el pasado 28 de julio correspondientes al segundo trimestre del año.

La decisión de la empresa de abandonar la joint venture se produjo tras no progresar su intención de hacerse con una participación mayoritaria en dicha compañía conjunta.

"Stellantis tiene la intención de cooperar con GAC Group en una finalización ordenada de la joint venture formada en marzo de 2010, que ha generado pérdidas en los últimos años, y reconocerá un cargo por deterioro no monetario de aproximadamente 297 millones de euros en sus resultados del primer semestre de 2022", había explicado el pasado julio la compañía que dirige Carlos Tavares.

Normas
Entra en El País para participar