Diálogo social

Los autónomos coinciden en permitir a los mayores de 47 años subir sus bases y generalizar la tarifa plana

El minisiterio de Escrivá enviará esta semana a los negociadores una nueva propuesta para el futuro sistema de cotización del colectivo en función de sus rendimientos

Los autónomos coinciden en permitir a los mayores de 47 años subir sus bases y generalizar la tarifa plana

La negociación entre el Gobierno, los interlocutores sociales y las asociaciones que representan a los autónomos sigue su curso pero no termina de cuajar y el pacto entre las partes sigue muy en el aire. “En estos momentos, hay la mitad de probabilidades de que haya un acuerdo como que no”, aseguraban ayer fuentes de la negociación.

Sin embargo, desde el equipo negociador del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones se aseguraba ayer que se habían realizado “importantes avances”. Y añadieron que el departamento que dirige José Luis Escrivá se comprometió a “presentar un texto con las aportaciones realizadas (ayer) por las distintas asociaciones”, algo que debería producirse a lo largo de esta semana, ya que los negociadores quedaron citados nuevamente para el próximo lunes, 27 de junio.

Entre las cuestiones que el equipo de Escrivá deberá recoger en esta nueva propuesta estarían algunos asuntos sobre los que ayer parece que había acuerdo entre los agentes sociales y las asociaciones que negocian con el Gobierno. Concretamente, fuentes conocedoras del encuentro aseguraron que existe cierto acuerdo para solucionar el tope que existe en la actualidad en las bases de cotización de los mayores de 47 años que se introdujo para impedir lo que en su día se interpretó como compra de pensiones (se cotizaba por lo mínimo hasta los últimos años en los que se subía la base para lograr una pensión mayor).

Por ello, actualmente la base de cotización de los autónomos mayores de 47 años queda limitada en cada orden de cotización que aprueba el Gobierno anualmente. Los trabajadores que a partir del 1 de enero de 2022, este día inclusive, tengan cumplida la edad de 48 o más años, la base de cotización estará comprendida entre las cuantías de 1.035,90 y 2.113,20 euros al mes. Este tope, con el cambio a un sistema de cotización según rendimientos dejaría de tener sentido y, por ello, los autónomos coinciden en exigir al Gobierno que lo elimine.

La segunda de las cuestiones sobre las que existiría acuerdo y que podrá recoger la próxima propuesta del Gobierno es la necesidad de generalizar la tarifa plana, al menos en el primer año y no solo para aquellos que tengan unos ingresos más bajos, tal y como se propuso desde el Ejecutivo en un principio. Y, solo en el segundo año de esta tarifa, podría operar un límite y que se aplicara solo a quienes hayan recibido ingresos por debajo del salario mínimo interprofesional en el año anterior, explicaron fuentes de la negociación.

Asimismo, los autónomos coincidieron en que el acuerdo al que lleguen deberá mandatar para un futuro desarrollo del nuevo sistema una vez termine el periodo inicial y transitorio de aplicación que será, previsiblemente, en 2023, 2024 y 2025.

Pero más allá de estas coincidencias, las asociaciones de autónomos y los agentes sociales siguen sin estar de acuerdo entre sí, ni con el Gobierno, sobre el diseño de los tramos de ingresos que marcarán la cuota a pagar por estos trabajadores. Por ello, Escrivá se comprometió ayer a presentar una nueva propuesta que se discutirá el lunes.

La última propuesta presentada por el Ejecutivo a las partes y que ha sido rechazada planteaba que las cuotas a ingresar por los autónomos oscilaran entre los 245 ynlos 565 euros al mes, dependiendo de sus rendimientos netos. Se ampliaban el número de tramos de 13 a 14 y bajaba la cuota de los que ganaban menos de 670 euros al mes y los tramos intermedios (1.700 euros) al tiempo que subía la cutoa de los que tuvieran unos rendimientos superiores a la base máxima de cotización (4.050 euros al mes), que pasaban a pagar 565 euros.

Los representantes de las asociaciones UPTA (vinculada a UGT) y Uatae (vinculada a CC OO) aseguraron ayer que exigirán que el nuevo sistema tenga unas cuotas inferiores para los autónomos en el menor tramo de rentas. Mientras que desde ATA (incluida en CEOE) esperan a la nueva propuesta del Ejecutivo y alertan del daño que pueden hacer unas cuotas aún menores a los ingresos de la Seguridad Social.

Sin presión de fechas pero sin pausa: se legislará pronto

La presión de cerrar esta negociación para el diseño de un nuevo sistema de cotización de los autónomos en función de sus rendimientos netos antes de que termine el primer semestre del año, tal y como recoge el compromiso del Gobierno con Bruselas se ha visto relajado por el lanzamiento, por parte de la Seguridad Social, de una iniciativa legislativa para reformar los reglamentos que regulan la recaudación de las cuotas de estos trabajadores. Según explicó el propio José Luis Escrivá la puesta en marcha de esta normativa reglamentaria –cuyo visto bueno aún no tiene el Ejecutivo– ya supone cumplir el hito exigido por Bruselas. Aún así, fuentes de la negociación confirmaron ayer que la decisión final de legislar por parte del Gobierno, con o sin acuerdo de los agentes sociales, no tardará en llegar y no irá más allá de la primera quincena de julio, seguramente.

Normas
Entra en El País para participar