Las agencias de viajes seguirán con 11.000 personas en ERTE pese al nuevo Mecanismo Red

Ignoran el sistema creado exprofeso por el Gobierno. No lo aplicarán sin conocer el reglamento que lo regule

Clientes en un punto de venta de Viajes El Corte Inglés
Clientes en un punto de venta de Viajes El Corte Inglés

Las agencias de viajes siguen siendo el colectivo más afectado por el impacto de la crisis del coronavirus. A finales de febrero seguían teniendo a 10.750 trabajadores en ERTE, según las cifras de afiliación de la Seguridad Social, con lo que apenas recuperaron el 55% del empleo que tenía nantes del coronavirus, muy por detrás de algunas actividades industriales, agrícolas e incluso del sector servicios del turismo como hoteles o aerolíneas.

Por ese motivo, el Ejecutivo creó el Mecanismo Red, aprobado ayer en el Consejo de Ministros, y el primer sector que se iba a beneficiar de ese nuevo esquema, que ofrece bonificaciones de hasta el 40% para las empresas del sector y una prestación que equivale al 70% de la base reguladora del trabajador, sería precisamente el de las agencias de viajes. Sin embargo, los grandes grupos han decidido ignorar este mecanismo y han optado por negociar con los sindicatos ERTE por causas económicas, técnicas, operativas y de producción (ETOP), con condiciones peores. ¿Porqué se ha producido esta situación aparentemente contradictoria?

Avoris y Viajes el Corte Inglés, emplean a 6.000 y a 4.000 empleados, respectivamente, y ninguna de las dos va a adherirse al Mecanismo Red. En ambos casos, las compañías se muestran contrarias a aplicar este nuevo sistema sin conocer al detalle el reglamento que lo regulará para evitarse sorpresas, así que enviarán a la gran mayoría de sus trabajadores al ERTE. El hecho de no cobrar bonificaciones no ha sido ningún obstáculo, ya que Viajes El Corte Inglés nunca se adhirió a un ERTE de fuerza mayor, por lo que nunca las cobró, mientras que Ávoris sí lo hizo, aunque renunció expresamente a recibir cualquier tipo de incentivo económico por ello.

La posibilidad de que se limiten los despidos, tal y como ha sucedido con aquellas empresas que reciban ayudas como consecuencia del impacto de la invasión rusa en Ucrania, es otra de las razones que ha provocado que las agencias prefieren no adherirse al nuevo sistema. De hecho, las grandes agencias de viajes aseguran que su intención es la de no despedir, pero que no quieren estar atadas de pies y manos si perciben ayudas. Tanto Ávoris como Viajes El Corte Inglés han optado por complementar hasta el 70% la prestación de los trabajadores que hayan percibido seis mensualidades y cuya base reguladora se vea reducida al 50%.

José Luis Estevez, secretario general del Sindicatos Profesional de Viajes (SPV), mayoritario en las agencias de viajes, augura que la cifra de trabajadores con el empleo suspendido no bajará de los 11.000 empleados con los que cerró febrero y que la clave para bajar esa cifra está en la reactivación de la demanda.

Halcón y Nautalia

Halcón Viajes y Nautalia también han optado por seguir la misma línea que Viajes El Corte Inglés y Ávoris. Sindicatos y empresarios pactaron ayer un ERTE Etop para 946 trabajadores en Halcón Viajes frente a los 1.100 inicialmente previstos. “Este acuerdo mejora lo que teníamos y garantiza la reincorporación de 154 compañeros. Por eso lo hemos firmado. Nuestro esfuerzo ha sido conseguir la mayor desafectación para que quién quiera volver a trabajar pueda hacerlo y quién no siga al 100% hasta el 30 de junio”.

Nautalia, la agencia de viajes integrada dentro de Wamos, tendrá mañana la última reunión con los sindicatos para cerrar un ERTE por causas económicas, técnicas, operativas y productivas (ETOP) para 331 trabajadores, la mitad de la plantilla, de los que la gran mayoría contarán con una suspensión del 100%. El expediente se extendería hasta febrero de 2023 (12 meses), cuando las organizaciones sindicales habían pedido expresamente que se limitará a junio de 2022 (tres meses).

Normas
Entra en El País para participar