_
_
_
_

El Ibex avanza un 2% en la semana y recupera la barrera de los 11.300 puntos

Los funcionarios de la Reserva Federal y el BCE rebajan la euforia y recuerdan que es pronto para hablar de recortes consecutivos de los tipos

Las principales Bolsas a 17 de mayo de 2024
Gema Escribano

Los funcionarios de la Reserva Federal enfrían el optimismo generado por el IPC de EE UU y reiteran la necesidad de mantener los tipos altos durante más tiempo. Con los inversores reajustando de nuevo las expectativas de rebaja de tipos, las Bolsas hacen una pausa. El Ibex 35 no ha sido una excepción y el viernes limitó las ganancias al 0,25%. El buen comportamiento registrado en las sesiones anteriores permite al selectivo español mantener el tono y avanzar un 2% en su segunda semana consecutiva al alza. La Bolsa española recupera los 11.300 puntos.

“El bombardeo de intervenciones por parte de los funcionarios del BCE y de la Fed aumenta la volatilidad de los mercados, provocando giros inesperados”, apunta Juan José Fernández Figares, director de inversiones de Link Gestión. A la espera de una mayor claridad entorno a los tipos de interés, el consenso aconseja hacer una pausa. “Estamos en máximos de mucho tiempo y no viene tan mal un descanso”, señala Jesús Sáez, responsable de Mercados de Capitales para Iberia de Natixis. En la misma línea se mueve Estuardo Cole, economista jefe de Equiti Capital, que señala que los mercados se encuentran en una especie de encrucijada. “Dado que los bancos centrales dependen en gran medida de los datos, los mercados ajustarán las expectativas a cada referencia”, remarca.

El sector bancario europeo desde 2020

El tirón de los bancos permitió a la Bolsa española escapar de las caídas. El incremento de las rentabilidades de la deuda ayudó a animar las cotizaciones de la banca, un sector que vive un momento dulce gracias a los resultados y los movimientos corporativos. Sabadell, uno de los protagonistas de las últimas semanas, se anotó un 1,67% en la jornada del viernes. Los ascensos fueron generalizados. Bankinter sumó un 2,37%; Santander, un 1,17%; CaixaBank, un 1,37%; Unicaja, un 1,77%, y BBVA, un 0,46%. Junto a las entidades destacaron los ascensos de las turísticas. Meliá repuntó un 1,82% mientras IAG sigue exprimiendo al máximo la mejora de las valoraciones que ha seguido a la presentación de resultados y avanzó un 0,68%.

Colonial corrigió parte de las ganancias registradas con el anuncio de que Criteria pasaba a convertirse en el principal accionista de la firma. Aunque la socimi cayó un 3,13% el viernes, en la semana avanza un 7%, el segundo valor más alcista. Los inversores y firmas de análisis ponen nota a las cuentas de Merlin. Aunque los resultados estuvieron en línea con las previsiones, los analistas de Bankinter rebajan la recomendación a vender. Merlin cedió un 3,74% el viernes. Junto a las inmobiliarias, las firmas de energía renovables lideraron los descensos. Solaria bajó un 3,42% mientras Acciona Energía, un 1,44%.

La recogida de beneficios se abre paso en la renta variable europea. Después de los máximos registrados en las últimas jornadas, el Dax cedió un 0,18% el viernes; el Cac francés, un 0,26%, el Ftse británico, un 0,22%; el Euro Stoxx 50, un 0,16% y el Mib italiano finalizó en tablas (-0,03%). Según datos de Bank of America, los fondos de renta variable europea registraron su tercera semana consecutiva de entrada de dinero, y la mayor desde febrero de 2023, con 1.100 millones de dólares. “La próxima semana la atención se centrará en los datos preliminares de PMIs de mayo donde todo apunta a que podrían mostrar estabilidad, con el componente manufacturero mejorando ligeramente”, señala Nuria Álvarez, analista de Renta 4.

Al cierre de los mercados europeos Wall Street se movía sin rumbo fijo. Esto no fue un obstáculo para que la renta variable estadounidense firmara su cuarta semana consecutiva al alza, la mejor racha desde febrero. Mark Haefele, analista de UBS WM, considera que las ganancias acumuladas por los índices en el año están bien respaldadas. “Los resultados y las previsiones del primer trimestre reafirman nuestras estimaciones de un crecimiento de las ganancias del 9% en 2024. Si las presiones inflacionistas disminuyen más rápidamente o el crecimiento de las ganancias es más fuertes, el S&P 500 podría alcanzar los 5.500 puntos a final de año”, remarca. Es decir, después subir un 11% en los últimos cinco meses y llegar a marcar 23 récords en el año, el experto considera que el índice más seguido por gestores y analistas podría subir un 3,8% adicional. A corto plazo, el principal reto para la Bolsa estadounidense está en que el Dow Jones se afiance sobre los 40.000 puntos, cota que rebasó el jueves en niveles intradía.

Evolución del índice Dow Jones desde 2020

Aunque el ánimo de los inversores mejora por momentos y las renta variable logra sobreponerse al refrán de “vender en mayo”, los analistas de Macroyield consideran que existe un exceso de euforia. La mejora de la inflación ha contribuido a prolongar el rally de la Bolsa, pero en el horizonte siguen existiendo riesgos que podrían poner a prueba los nervios de los inversores. Además de la política monetaria los expertos apuntan a las tensiones geopolíticas y a la debilidad económica. “Aún es pronto para que las sorpresas económicas negativas planteen una amenaza relevante para el crecimiento futuro, algo que puede aún demorarse al menos semanas”, remarcan.

Los funcionarios de la Fed han intentado rebajar la euforia y en sus últimas intervenciones han reiterado que aunque la inflación se ha moderado es pronto para hablar de una rebaja de tipos. Esto ayudó a contener la caída de los rendimientos. El bono de EE UU a dos año cede cinco puntos básicos en la semana, hasta el 4,81% y la deuda a 10 años cede nueve puntos básicos, hasta el 4,4%. Mientras Jamie Dimon, director ejecutivo de JP Morgan, cree que existen importantes presiones inflacionistas que pueden significar que sean necesarios tipos altos durante más tiempo, Rick Rieder, director de inversiones de deuda en BlackRock, pone en duda que el aumento de las tasas ayude a bajar la inflación. En declaraciones a Bloomberg el experto señala que en una economía cada vez más orientada a los servicios la reducción de las tasas puede ayudar a contener los precios.

Más estable que la renta fija estadounidense fue el mercado de deuda europeo. El bono español a 10 años se mantiene en el 3,27%, con la deuda alemana al mismo plazo en el 2,51%. La representante alemana del BCE, Isabel Schnabel, indicó que más allá de la rebaja de junio es pronto para hablar de recortes sucesivos. Mientras los operadores del mercado están descontando dos recortes de los tipos en EE UU, a gran distancia de las seis rebajas previstas a finales del año pasado, para la eurozona los inversores anticipan tres, la primera de ellas el próximo mes.

BOLSAS - DIVISAS - DEUDA - TIPOS DE INTERÉS - MATERIAS PRIMAS

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días


Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Gema Escribano
Periodista económica, con 13 años de experiencia como redactora. Formó parte de la web de Cinco Días desde 2010 hasta 2017 cuando pasó a integrar la sección de Mercados. Especializada en información bursátil y mercado de deuda. Estudió periodismo en Universidad Carlos III.

Más información

Archivado En

_
_