Iphone 12 de Apple.
Iphone 12 de Apple.

Una imagen confirma los cambios en el módulo de cámara de los futuros iPhone

La orientación de las lentes será en diagonal.

A día de hoy ya existen suficientes pistas sobre cómo serán los teléfonos de Apple de este año. No está muy claro que vayan a adoptar la nomenclatura de iPhone 13, por aquello del mal fario de ese número en muchos países del mundo, aunque lo que sí tiene todo el aspecto es de ser un modelo que va a modificar sensiblemente algunas cosas vistas hasta ahora. Al menos si miramos a su notch.

Pero no solo ahí vamos a tener cambios, en el frontal. Los de Cupertino parece que están tocando también en la parte posterior, un diseño que, recordemos, lleva entre nosotros solo dos años gracias a los iPhone 11 y 12: se trata de la disposición de las lentes de la cámara, que podrían adoptar una alineación sensiblemente distinta a la de los modelos actuales.

Dos cámaras y una nueva alineación

Con la llegada del iPhone 11, Apple accedió a incorporar dos sensores a las cámaras de su smartphone más económico. Con la generación de 2020, eso mismo se extendió a los iPhone 12 y 12 Mini con dos círculos alineados verticalmente para diferenciarse de los tres que tenían los modelos Pro. Pues bien, tal y como se ha rumoreado durante las últimas semanas, Apple va a modificar en sus futuros móviles esta disposición para dejarla tal cual podéis ver en la captura que tenéis justo debajo.

Nueva disposición de cámara en los iPhone de este año.
Nueva disposición de cámara en los iPhone de este año.

Ese mockup (¿real?) del futuro iPhone ¿13? Mini de este año contará con un módulo rediseñado con dos enormes cámaras orientadas en diagonal que van a diferenciarlo de manera evidente de los dos últimos modelos llegados al mercado. Como muestra un botón: comparad la imagen superior con la de apertura del artículo, para que podáis comprobar todos esos cambios que preparan los de Cupertino, donde la disposición de esos mismos sensores es completamente vertical.

A pesar de los cambios en el módulo de cámara de estos modelos (en los Pro será más complicado por la presencia de tres sensores), y el frontal con un notch más pequeño, el resto del cuerpo de los teléfonos se mantendrá tal cual, quedando como principal duda si las pantallas de estos terminales darán el salto a una mayor tasa de refresco, con los 120 Hz como objetivo. Sea como fuere, todo indica que nos encontramos ante una generación de transición, a la espera de cambios más profundos con los modelos de 2022 que nadie sabe cómo se llamarán: ¿iPhone 14?

Normas
Entra en El País para participar