ESPECIAL PUBLICIDAD

La alimentación busca el envase del futuro: sostenible, seguro y con menos emisiones de CO2

Tetra Pak apuesta por los materiales renovables y reciclados, completamente reciclables y neutros en carbono

Los envases de cartón de Tetra Pak se fabrican es su mayoría con materiales procedentes de fuentes de origen vegetal, gestionadas de forma responsable.
Los envases de cartón de Tetra Pak se fabrican es su mayoría con materiales procedentes de fuentes de origen vegetal, gestionadas de forma responsable.

La industria alimentaria se enfrenta a retos mayúsculos en los próximos años. El primero es dar de comer a una población mundial que no para de crecer. En 2050 se espera que supere los 9.000 millones de personas, un tercio más que en la actualidad. Ese crecimiento demandará un 70% más de comida.

Esto va a significar producir más, con el consiguiente impacto de estas actividades en el medio ambiente. La Unión Europea atribuye al sector de la alimentación el 10,01% de las emisiones de gases de efecto invernadero. Si le sumamos la distribución, este porcentaje alcanza el 26%. 

La producción de alimentos global, incluyendo el transporte, es responsable del 26% de las emisiones de gases de efecto invernadero

Y aquí surge el segundo desafío. La industria tiene que dar solución a esta creciente demanda y a la vez reducir la huella que produce en el planeta. Trabaja ya en ello hace años, consciente de que los recursos fósiles son limitados y de que tiene que eliminar los residuos.

Reciclar es imprescindible, pero no es la única solución. De hecho, el 32% de los envases de plástico no llega a los sistemas de reciclaje. Parte de ese porcentaje acaba en la naturaleza y en el mar. 

El cartón que utiliza Tetra Pak procede de madera certificada y otras fuentes controladas.
El cartón que utiliza Tetra Pak procede de madera certificada y otras fuentes controladas.

En este camino hacia la descarbonización de su actividad ocupa un lugar central la elección del envase. Este no solo tiene que cumplir condiciones esenciales, como llevar los alimentos de una manera segura y manteniendo los valores nutritivos. También tiene que ser reciclable, hecho a partir de materiales reciclados o de origen vegetal de fuentes responsables y con una fabricación y distribución cero emisiones.

La mejor alternativa

El cartón deja una menor huella de carbono en su ciclo de vida que otras alternativas de envasado

Tetra Pak, la empresa sueca conocida familiarmente por los envases Tetra Brik que muchos españoles tienen en sus despensas y frigoríficos, trabaja ya en la mejor alternativa para el envasado de alimentos.

Se trata, como lo denomina Ramiro Ortiz, director general de Tetra Pak Iberia, de crear “el envase para alimentos más sostenible del mundo”. El proyecto responde a la necesidad de “un cambio urgente en los compromisos de la industria y de la sociedad” frente a la crisis global, social y medioambiental.

El objetivo es fabricar un envase de cartón únicamente con materiales reciclados o procedentes de fuentes de origen vegetal, gestionadas responsablemente. Estas tienen que ser totalmente reciclables y neutras en carbono. El resultado será un recipiente 100% de origen renovable, reciclable y que fomente una economía circular baja en emisiones de carbono.

Ramiro Ortiz, director general de Tetra Pak Iberia.
Ramiro Ortiz, director general de Tetra Pak Iberia.

La elección de los materiales renovables como el cartón responde, según Tetra Pak, a la evidencia que aportan varios estudios que afirman que estos materiales dejan una menor huella de carbono a lo largo de todo su ciclo de vida comparado con otras alternativas de envasado.

En la actualidad el 100% de los envases de Tetra Pak cuenta con la certificación FSC® (Forest Stewardship Council®). Además, es la primera compañía que está utilizando polímeros de origen vegetal procedentes de la caña de azúcar con certificación Bonsucro para reemplazar al plástico. Ambas certificaciones acreditan que son materiales que se gestionan de forma responsable, protegen la biodiversidad y apoyan a las comunidades locales.

Envases fabricados con materiales reciclados atribuidos con certificación RSB.
Envases fabricados con materiales reciclados atribuidos con certificación RSB.

Para cerrar el círculo, la firma se ha comprometido a cero emisiones netas de gases de efecto invernadero en sus propias operaciones y a usar en 2030 un 100% de electricidad renovable. El objetivo es ser neutros en carbono en toda la cadena de valor en el año 2050. 

La percepción de los consumidores

El impacto de la pandemia ha dejado una profunda huella en la percepción que los consumidores tienen sobre la seguridad de los alimentos, el desperdicio de estos y los envases sostenibles. Son los tres elementos más destacados de las conclusiones que arroja la 13ª edición del estudio global de investigación Tetra Pak Index 2020.

En un momento, donde las restricciones y confinamientos han puesto en el centro a los alimentos y el acceso a los mismos, el 75% de la opinión pública ha expresado su preocupación por la cantidad de comida que se tira y que no se aprovecha.

Dentro del mismo contexto, ha aumentado un 10% la inquietud mundial por la seguridad alimentaria y los suministros futuros. Ahora preocupa a un 40% de los encuestados. En 2019 solo lo hacía a un 30%. El 60% de los consumidores afirman que les inquieta que los alimentos que van a adquirir sean seguros e higiénicos.

Los usuarios muestran igualmente su intranquilidad por el impacto que las innovaciones medioambientales puedan tener en la seguridad alimentaria. A pesar de esta percepción, lanzan un doble mensaje a los fabricantes: el principal objetivo de un envase debe ser garantizar la seguridad alimentaria, aunque la prioridad estratégica de la industria debe ser la sostenibilidad.

Normas
Entra en El País para participar