Marina d´Or vende 108 millones de euros de deuda al fondo Farallon

La firma española GAT gestionará los hoteles tras una reforma de 10 millones

Interior del hotel balneario de cinco estrellas de Marina D´or
Interior del hotel balneario de cinco estrellas de Marina D´or

Giro de 180 grados en el complejo hotelero de Marina d´Or. El insostenible volumen de deuda acumulado y la escasa rentabilidad del negocio han llevado a la compañía dirigida por Jesús Ger, ante la inminente posibilidad de quiebra, a sanearla financieramente y a externalizar la gestión de los hoteleres a un operador externo.

Así queda reflejado en las últimas cuentas depositadas en el Registro Mercantil de la sociedad Marina d´Or Hoteles, que abordan el período entre septiembre de 2018 y agosto de 2019. La sociedad cerró ese ejercicio con un ebitda de 221.000 euros frente a los 3,1 millones de los doce meses anteriores, lo que contrastaba con una deuda de 60,2 millones de euros, de los que 47,2 millones correspondían a préstamos bancarios. Y todo ello pese a que el fondo estadounidense Farallon, a través de dos sociedades (Orion Investors y Niseko Real Estate) adquirió con anterioridad al cierre de estas cuentas 47,8 millones de deuda bancaria. En el último trimestre de 2019, esas dos mismas sociedades adquirieron otro paquete de deuda por valor de 59,8 millones de euros, lo que hace un total de 107,6 millones de euros, el total del pasivo bancario de la sociedad.

El problema financiero de la sociedad que gestiona los hoteles de Marina D´or no es solo de cantidad, si no de calidad. En el informe de gestión de la compañía se alertaba de que la estructura de los vencimientos de la deuda bancaria "alcanza un período superior a veinte años". Así se puede comprobar en los dos paquetes de deuda adquiridos por Farallon. En el primero, 29,7 millones (el 62% del total) se amortizaban con posterioridad a 2025 y en el segundo, la cifra superaba los 43 millones (un 72%). Incluso la firma encargada de auditar las cuentas presentó una opinión con salvedades respecto a las dificultades de la compañía para hacer frente incluso a sus compromisos financieros a corto plazo. "En el ejercicio 2019, la Sociedad no ha podido atender los vencimientos de gran parte de su deuda bancaria, originándose con ello intereses de demora por importe de 2, 300 millones de euros,así como penalizaciones por resolución de contratos de arrendamiento financiero por importe de 3,6 millones de euros aproximadamente, los cuales no han sido contabilizados".

Ahora, la clave está en saber qué decisiones tomará el fondo estadounidense tras haberse convertido en el principal acreedor de los hoteles de Marina d´Or. Una pista la puede dar el movimiento que hizo con el hotel Mandarin Oriental de Barcelona. El fondo compró en marzo de 2020 la deuda que tenía la empresaria andorrana Maria Reig ligada a ese activo (estimada en 400 millones, sin contar la quita que se aplicó), se hizo con el control del inmueble y apenas seis meses hizo un primer intento de venta por 200 millones de euros que no salió adelante. El último movimiento ha sido el cambio de director, hecho público a finales de diciembre.

El cambio también afectará al negocio, puesto que la gestión de los hoteles recaerá en la compañía Gestión de Activos Turísticos (GAT). El plan ideado por esta firma pasa por una inversión inicial de 10 millones de euros para la renovación de las instalaciones del complejo situado en Oropesa del Mar (Castellón). El objetivo es elevar en dos o tres años el valor de los hoteles hasta situarlo en una horquilla de 150 a 200 millones de euros.

El imperio hotelero

Marina d´Or vende 108 millones de euros de deuda al fondo Farallon

Apertura. Al igual que el resto de destinos de sol y playa, Marina D´or ha tenido que retrasar la apertura de sus instalaciones ante la falta de clientes como consecuencia de las restricciones a la movilidad impuestas tanto en la Comunidad Valenciana como en el resto de autonomías españolas afectadas por la crisis sanitaria del coronavirus. A la espera de que se levante las nuevas restricciones, la fecha de apertura es el 28 de marzo, coincidiendo con el inicio de la Semana Santa.

Inmuebles. La joya de la corona del imperio hotelero de Marina D´or es el hotel balneario de cinco estrellas, compuesto por 184 habitaciones y en el que el principal atractivo es lo que publicitan como el mayor balneario científico de agua marina de Europa. Le sigue otros dos hoteles de cuatro estrellas (Marina D´Or Playa y Gran Duque, con 225 y 561 habitaciones, respectivamente) y otros dos inmuebles de tres estrellas (Marina D´Or y Marina D´Or Beach, con 144 y 51 habitaciones).

Litigios. La sociedad se ha apuntado como ingreso 1,4 millones procedentes de un recurso interpuesto ante el Ayuntamiento de Oropesa por prestaciones de servicios realizadas en 2013,2014 y 2015. El auditor considera que "la cuenta a cobrar correspondiente debería considerarse de dudoso cobro, debido a la antigüedad de la misma y a la falta de respuesta por parte del Ayuntamiento"

Normas
Entra en El País para participar