Cómo trabajar los valores corporativos a pesar de la distancia

La necesidad de cuidar a los empleados cobra un peso mayor ante un clima de inseguridad e incertidumbre

En tiempo de alejamiento físico es cuando hay que acercar los valores corporativos
En tiempo de alejamiento físico es cuando hay que acercar los valores corporativos

En los momentos de crisis es cuando los valores de las corporaciones cobran más importancia que nunca. Aunque deberían ser tenidos en cuenta siempre, explica la profesora de Deusto Business School Marta Aguilar, es en las etapas de incertidumbre cuando más se pone el foco sobre ellos. “Ante esta inseguridad, tratamos de volver a lo más básico, a que las empresas las hacen personas”, continúa la experta.

Son las compañías que no han perdido esta esencia las que mejor están pudiendo sortear los efectos de la pandemia. “La misión y el propósito son un faro en momentos de debilidad”, apoya el director ejecutivo de Infova, Gonzalo Martínez de Miguel. A esta máxima, sin embargo, se le suma el reto de que gran parte de los equipos aún está teletrabajando, con lo que transmitir este mensaje se torna más complicado. En este sentido, según expone Aguilar, es clave que la comunicación interna funcione mejor que nunca. “Frente a la parálisis, hay que dar motivación; frente al miedo, confianza. Al final, cuando humanizas, creas comunidad. Las empresas que han comunicado bien han cultivado un mayor sentimiento de pertenencia”, prosigue.

Así lo ve también el responsable de cultura corporativa de BBVA, Ángel Hernández Rilova. Desde hace tres años, la entidad organiza el Values Day, un día dedicado a acercar los valores de la compañía a todos los empleados. En esta edición han optado por sustituir el evento por una serie de actividades online que reproducen la misma idea. “Este año es diferente porque más allá de la gran transformación tecnológica que estamos teniendo en las empresas, se va a acentuar mucho más la transformación cultural”, comenta el portavoz del banco.

Aunque Aguilar reconoce que la distancia sí es un riesgo para fomentar esta cultura, también ve puntos positivos. “El teletrabajo también tiene una serie de oportunidades de conciliación y productividad que fortalecen el sentirse bien en una empresa”, justifica. Para aprovecharlo al máximo, la experta recomienda organizar charlas virtuales, no para controlar, pues así se perdería la confianza, sino para mostrar una preocupación real por los empleados. También ve una oportunidad Martínez de Miguel, quien recuerda que las herramientas digitales permiten más cercanía. “En ocasiones, el director ejecutivo está ahora más cerca de los equipos de lo que lo ha estado nunca porque puede ir apareciendo en diversas reuniones a través de la pantalla de una manera mucho más sencilla”, expone.

Un fenómeno que observan también en BBVA, pues al organizar su Values Day online, han podido llegar a un mayor número de empleados: se apuntaron a la convocatoria un total de 58.000, un incremento del 55% respecto a la edición anterior. “A nosotros, como compañía, este tipo de eventos nos hace no echar tanto en falta la cercanía física”, explica Hernández Rilova. El evento contó con talleres formativos, tres charlas inspiracionales y una conversación entre el presidente, Carlos Torres Vila, y el director ejecutivo, Onur Genç. No obstante, muchas de las actividades que se enmarcan en esta jornada, como es la interacción entre compañeros, se mantiene en el tiempo. “El Values Day es un día de celebración, para rendir homenaje a nuestros empleados, pero realmente los valores hay que tenerlos en cuenta de forma constante”, recuerda el responsable de cultura corporativa de la entidad.

También Martínez de Miguel hace hincapié en esta idea, pues considera preocupante que, con frecuencia, los valores no sean más que algo que hay colgado en un corcho en la pared que no se mira nunca. Para evitar esto, uno de los ejercicios que proponen desde BBVA es aterrizar estos principios a situaciones prácticas: exponer casos concretos en los que hayan utilizado los valores de la entidad. Una cuestión que el responsable de Infova invita a revisar con frecuencia, pues en momentos como el actual, el significado de estos conceptos puede variar: “Hay que hacer una traducción de lo que significa cada valor en un contexto de teletrabajo, puede no estar tan claro”, comenta.

Normas
Entra en El País para participar