Nissan detalla a los trabajadores el informe del cierre: "No hay otra solución"

La compañía explica a los comités de empresa de las plantas catalanas la justificación técnica

Varias decenas de trabajadores de Nissan se concentran durante la nueva reunión de la dirección de la emrpesa y los sindicatos con la mediación de la Generalitat, este martes.
Varias decenas de trabajadores de Nissan se concentran durante la nueva reunión de la dirección de la emrpesa y los sindicatos con la mediación de la Generalitat, este martes. EFE

La dirección de Nissan Motor Ibérica ha explicado a los representantes de los trabajadores el informe que incluye la justificación técnica del cierre de las plantas de la multinacional en Barcelona, mientras que los sindicatos han vuelto a pedir que se retire el ERE para despedir a 2.525 trabajadores.

Ambas partes han celebrado este martes la segunda reunión de mediación convocada por la Generalitat en el marco del periodo de consultas iniciado el 30 de junio para abordar el cierre de las factorías de la Zona Franca, Montcada i Reixac y Sant Andreu de la Barca a partir de diciembre de este año.

Según ha informado la empresa en un comunicado, los técnicos que han elaborado el informe han expuesto que la situación financiera de pérdidas en la que se encuentra Nissan a nivel global ha llevado a la compañía a optar por medidas de optimización, entre las cuales se encuentra el cierre de instalaciones para volver a la rentabilidad.

El informe concluye que debido a la situación en que se encuentra la planta de la Zona Franca, por debajo del 20% de su capacidad de producción, y al descenso de la demanda de los modelos que se fabrican en ella, "no hay una solución viable para la instalación barcelonesa", por lo que resulta conveniente su cierre.

La empresa ha argumentado que está dispuesta a hablar de todo en el marco de la mesa de consultas, incluyendo tiempo y calendario, pero que el diálogo debe producirse dentro de este proceso, que es el marco legal existente y que da "seguridad jurídica" tanto a la empresa como a sus trabajadores, que mañana se manifestarán en Madrid.

La dirección de Nissan Motor Ibérica ha insistido en que, en caso de que esa negociación no se llegara a producir, la compañía seguiría adelante con el calendario previsto. Por su parte, fuentes del comité de empresa han señalado que los representantes de los trabajadores han rechazado y rebatido el informe.

Los sindicatos han considerado que las negociaciones se encuentran en un "punto muerto" y han insistido en que se retire el ERE para poder "hablar con calma de lo que quieran". La próxima reunión para intentar encontrar una solución al conflicto de Nissan en Barcelona será el próximo martes.

Normas
Entra en El País para participar