La AEB reclama que los bancos puedan recuperar el reparto de dividendos

El presidente de la patronal bancaria, José María Roldán, relativiza los errores del SEPE con los adelantos por ERTE

José María Roldán, presidente de la AEB, en una imagen de archivo.
José María Roldán, presidente de la AEB, en una imagen de archivo.

La patronal bancaria AEB (Asociación Española de Banca)  ha pedido que los bancos puedan recuperar las políticas de reparto de dividendos en función de los resultados obtenidos al cierre del ejercicio. Y es que, las propias entidades decidieron cancelar los programas de remuneración a sus accionistas, al menos hasta octubre, siguiendo las recomendaciones de los supervisores bancarios como medida de precaución ante las provisiones que tendrían que realizar debido al impacto del Covid-19 en el negocio.

No obstante, el presidente de la asociación, José María Roldán ha pedido que sean las entidades las que elijan libremente remunerar a sus accionistas. En ese sentido ha reclamado al BCE que realice una "discriminación" entre los bancos que puedan repartir dividendo y los que no, en base a la evolución de sus negocios.

"No puede ser que la banca sea la única industria que no pueda repartir dividendos de manera generalizada. Esa especie de encaje para todos no me gusta. Tiene que haber una discriminación en función de la situación de cada entidad", ha expresado.

Además, ha añadido que "no nos sentimos cómodos con la imposición de medidas que habíamos tomado de manera voluntaria. Queremos que no se nos estigmatice como industria porque la banca necesita recuperar la confianza de los accionistas. En definitiva, estamos a favor de una discriminación en función de la situación de cada entidad. El supervisor lo puede hacer porque es quien mejor conoce la situación de cada banco".

Errores del SEPE en los adelantos por ERTE

Por otro lado, el presidente de la patronal bancaria ha restado importancia a los problemas ocurridos con los adelantos de dinero por ERTE, en los que, en algunos casos, se ha abonado la prestación a clientes que no cumplían los requisitos para percibirlo, debido a fallos en los listados proporcionados por el SEPE a las entidades. Esta situación ha obligado a las entidades a reclamar el dinero ya pagado.

“Las entidades no me han transmitido ninguna preocupación. Hablamos de cientos de miles de operaciones y es normal que haya incidentes. Al haber un volumen tan grande solo con el 1% de los fallos supone una cantidad elevada. Lo habitual es hablarlo y solucionarlo con la Administración. Pero ni estamos preocupados, ni nos sorprende, ni pensamos en abandonar este programa”, expresó Roldán.

Según adelantó el diario El Confidencial, algunas entidades han amenazado con dar marcha atrás en el convenio acordado con el Ministerio de Trabajo y el SEPE por el que el citado anticipo de dinero lo ofrece directamente el banco a los clientes que cumplan los requisitos. Esa información se la proporciona el SEPE a las entidades, a través de una lista en la que se incluye los clientes a los que se les debe abonar la prestación por ERTE.

En esos listados se han producido errores relacionados con personas que en realidad no deberían haber percibido el dinero, personas que no lo han recibido y sí se les debería haber abonado y otros casos en los que se había pagado una cantidad inferior a la que les correspondía.

"Son casos puntuales muy específicos que no nos asustan, ni nos preocupan, ni nos van hacer cambiar la actitud de participar en este esfuerzo", ha insistido Roldán.

Normas
Entra en El País para participar