El paro baja al 13,3% en EE UU contra pronóstico gracias al aumento de la contratación

La primera potencia crea 2,5 millones de empleos y rebaja la tasa de paro de abril, la mayor de la serie histórica con datos oficiales (14,7%)

Estados Unidos desempleo
Una mujer pasa frente al escaparate de un comercio cerrado el pasado miércoles en Niles (Illinois). En vídeo, la pérdida de empleo golpea a EE UU. AP

El paro en Estados Unidos bajó en mayo hasta el 13,3% y dio al mercado laboral de la primera potencia económica un respiro tras registrar en abril la mayor tasa de paro 14,7% de la serie histórica con datos oficiales, que se remonta a 1948. Los datos que ha dado a conocer la Oficina de Estadísticas Laborales apuntan a una recuperación económica más rápida de la prevista tras la abrupta caída de la actividad asociada a la pandemia del Covid-19

La economía estadounidense creó en términos absolutos 2,5 millones de empleos los analistas vaticinaban una bajada de 7,5 tras destruir el mes previo 20,7 millones, la mayor caída registrada en el país desde 1939, recoge Bloomberg. La contratación privada fue responsable de 3,09 millones de empleos creados: 1,23 millones en ocio y hostelería, 368.000 en el comercio, 464.000 en la construcción y 225.000 en el sector manufacturero. El contrapunto proviene del sector gubernamental, donde se destruyeron 585.000 puestos. Sin embargo, parte de los trabajos añadidos corresponden a permisos y despidos temporales por el Covid (unos 3 millones, confirmó la Casa Blanca).

El presidente Donald Trump ha celebrado el repunte del empleo en una rueda de prensa: "Hoy es un gran día para este país. Tenemos la mejor economía de la historia del país y de la historia del mundo. Lo estamos haciendo muy bien contra esta pandemia", ha declarado con firmeza. Trump ha remarcado que "lo de hoy [por la cifra de mayo] es un gran tributo a la igualdad", ha dicho mientras se suceden por todo el país protestas que denuncian la muerte del afroamericano George Floyd a manos de la policía. "Los datos de empleo antes de la plaga china eran los mejores de siempre para afroamericanos, latinos, para las mujeres, gente con o sin diploma". El mandatario ha comparado la crisis actual con un huracán para, a continuación, vaticinar una rápida recuperación.

Una encuesta entre economistas de la agencia Reuters vaticinaba que el desempleo en mayo iba a escalar hasta el 19,8%, 5,1 puntos porcentuales más que en abril, mes en el que se registró el peor dato desde el comienzo de la serie histórica. La agencia Bloomberg difería en unas décimas y anticipaba una tasa del 19,5%. En ambos casos, las estimaciones han quedado echas trizas por la inesperada recuperación del mercado laboral en el quinto mes del año de la mano de las contrataciones.

De haberse cumplido las previsiones y según las estimaciones de la Oficina de Trabajo, la tasa de paro se hubiese colocado casi a la altura del 20,1% de 1935, cuando el New Deal llevaba menos de dos años en marcha, aunque por debajo del 24,9% de 1933, meses antes de que el Gobierno norteamericano aprobase el conocido plan de estímulo económico.

“La buena noticia es que probablemente hemos tocado suelo”, dijo Sung Won, profesora de finanzas y economía de la Universidad de Loyola Marymount a Reuters. “Pero la recuperación será dolorosamente lenta, tomará años, probablemente una década hasta volver a los niveles de finales del año pasado”. Los despidos, aunque siguen siendo elevados en el país norteamericano, invitan a cierto optimismo: la confianza de los consumidores y de la industria se están estabilizando, pero desde niveles bajos.

Los analistas de ING califican el resurgimiento del mercado laboral como "uno de los mayores shocks económicos de la historia, si no el mayor". El banco naranja señala que la reconocida encuesta de contratación de la firma de software ADP marcaba una destrucción de 2,76 millones de empleos. Sin embargo, el jefe de economía internacional de ING, James Knightley, apunta que pese al optimismo de estos datos aún puede haber piedras en el camino: "El repunte debería continuar a medida que reabran negocios minoristas y de hostelería orientados al consumidor. No obstante, se necesita cautela. Es poco probable que la mayoría de restaurantes y minoristas precisen tanto personal como antes de la pandemia dado el distanciamiento social, que limita el número de clientes". 

Mercado laboral

La pérdida de empleos durante esta breve y pronunciada crisis del Covid supera a los perdidos entre 2007-2009 con la crisis financiera. Por aquel entonces hicieron falta seis años para recuperar esa bolsa de empleo que había quedado destruida.

Las peticiones de subsidio por desempleo de la última semana de mayo (1,877 millones) apuntalaron la cuadratura del círculo: en 12 semanas tres meses EE UU disparó en 42 millones los solicitantes de ayudas públicas asociadas al desempleo.

El avance de la fuerza laboral durante la pasada década se ha visto truncado por la pandemia de Covid-19: durante el mes de enero se alcanzó un máximo histórico en términos absolutos con 164,6 millones de personas, de acuerdo con datos del Banco de la Reserva Federal de Saint Louis, uno de los 12 bancos de reserva regionales del país. De un plumazo, con los últimos datos (abril) esa cifra se ha encogido hasta niveles de finales de 2014.

Normas
Entra en El País para participar