Mercados

Las petroleras sufren en Bolsa

Repsol, que ha llegado a caer un 6%, reduce sus pérdidas al 3%

Plataforma petrolífera extracción de petroleo prospecciones de Repsol .rn 03122014
Plataforma petrolífera extracción de petroleo prospecciones de Repsol . 03/12/2014

Como era de esperar, las petroleras europeas han estrenado sesión encajando fuertes caídas en sus cotizaciones después de la sesión de locura que se vivió ayer en EE UU debido a la cotización negativa del West Texas, el petróleo de referencia en EE UU, algo que pasaba por primera vez en la historia.

Los fuertes recortes que se han visto en la apertura se van moderando según avanza la jornada. Así, Repsol, que ha llegado a caer más del 6%, cede alrededor del 3%. Tullow, que ha caído alrededor del 10%, cede en estos momentos un un 6,9%. Con bajadas del 4% Technip, Total y Royal Dutch Shell. Alrededor del 3% caen la británica BP y Lundin.

Las fuertes pérdidas que sufren hoy las petroleras en Bolsa llega después de que ayer, el precio del Texas (WTI) -el crudo de referencia- para entrega en mayo cerrara ayer con un desplome histórico y por primera vez desde que hay estadísticas, entró en valores negativos, hasta los -37,63 dólares.

Los analistas atribuyeron este desplome a que los contratos de mayo expiran hoy como índice de referencia del petróleo de EE U y al temor que existe entre los inversores a la falta de capacidad del país para almacenar el crudo, y ello, en un contexto de fuerte recorte de la demanda por el parón de la actividad, consecuencia del coronavirus. El crudo Texas para entrega en junio baja hoy el 0,54%, hasta los 20,32 dólares.

"La situación del petróelo no es grave, pero como generalmente no se entiende bien por qué sucede, el mercado se asusta y se vuelve defensivo por si acaso", explican los expertos de Bankinter. La firma de análisis añade que, en realidad, más allá del daño a corto plazo sobre las petroleras, resulta más bien positivo: la recuperación económica post-virus vendrá apoyada por energía (no solo petróleo) muy barata. Además, "esto implica que se frustra la estrategia rusa para controlar el precio del petróleo. Nada de eso es malo, pero a corto plazo desestabiliza un poco las Bolsas".

Normas
Entra en El País para participar