CEOE revisa a la baja sus previsiones de crecimiento y es más pesimista que el Gobierno

Estima que el PIB se eleve un 1,5% en 2020 y un 1,4% en 2021, una décima menos que lo que espera el Ejecutivo

El componente que registrará un menor dinamismo será la inversión de bienes de equipo debido a la incertidumbre existente

Crecimiento España
Antonio Garamendi, presidente de la CEOE. Europa Press

Las previsiones de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) de la economía española apuntan a un crecimiento del 1,5% en 2020 y del 1,4% en 2021. Estas tasas son las más bajas desde 2014, año en el que se inició la recuperación tras la crisis. Las perspectivas de crecimiento para este año, por tanto, apuntan a una continuidad del proceso de desaceleración, según CEOE. Aun así, señala que "tampoco se aprecia riesgo de recesión en el corto plazo".

El Gobierno también recoge esta prolongación en la senda de la moderación en su nuevo cuadro macroeconómico, según anuncio la semana pasada, pero es algo más optimista, situando el aumento del PIB en el 1,6% en 2020 y en el 1,5% en 2021, en línea con las previsiones de la Comisión Europea. Para los años siguientes, 2022 y 2023, apunta hacia un cambio de tendencia, con un crecimiento moderado del 1,6% y 1,7%.

Las organizaciones empresariales aseguran que el menor empuje de actividad se focaliza en la demanda interna, concretamente en la inversión en bienes de equipo. Se debe, según su informe, a "la incertidumbre existente, el aumento de los costes fiscales y laborales, y el anuncio de una regulación más restrictiva que no está favoreciendo a la inversión empresarial". 

El consumo privado, en cambio, mantendrá su ritmo de crecimiento en torno al 1%, las tasas más bajas en seis años. "A pesar de la ganancia de poder adquisitivo de las familias y de la creación de empleo, la desaceleración prevista en el mercado laboral ha frenado la intensidad del gasto, recuperándose la tasa de ahorro", explican. 

El componente más dinámico será el consumo público y la patronal estima que se sitúe alrededor del 2%. Asimismo, prevé que las exportaciones se mantengan a un ritmo de avance moderado debido al lento crecimiento de la Eurozona, que según la Comisión Europea se mantiene prácticamente estable en 2020 y 2021.

Todo este escenario influirá en la creación de empleo, que seguirá creciendo, pero a tasas menos positivas que el año pasado. El informe apunta a un aumento de los ocupados por debajo de los 300.000, con 285.000 en 2020 y 55.000 menos en 2021. Además, afirma que la tasa de paro no se reducirá por debajo del 13% en este periodo.

En cuanto al déficit público, CEOE prevé que será superior al 2%. "El menor compromiso del Gobierno con la consolidación fiscal en un escenario de pérdida de dinamismo económico nos ha llevado a aumentar la previsión", explica.

En ese sentido, el Ejecutivo aseguró en la presentación de los objetivos de estabilidad presupuestaria, que no contempla alcanzar el equilibrio presupuestario en los próximos años. Así, estima un déficit público del 1,8% este año y del 1,5% en 2021, retrasando hasta 2023 sus estimaciones de situarlo por debajo del 1%.

Normas
Entra en El País para participar