Petróleo

Shell reduce a la mitad su beneficio neto y tiene su peor día en Bolsa en tres años

La petrolera holandesa cae más de un 4% en la jornada

Una estación de servicio de Shell.
Una estación de servicio de Shell.

La petrolera holandesa Shell tiene su peor jornada en Bolsa desde enero de 2016. La compañía, una de las más grandes del mundo en su sector, cae más de un 4% tras presentar resultados hoy en los que muestra una reducción a la mitad de su beneficio neto en el segundo trimestre hasta los 2.715 millones de euros. 

El beneficio subyacente de Shell a costes corrientes de suministro, considerado una referencia menos volátil de los resultados del sector, alcanzó entre abril y junio los 3.025 millones de dólares (2.739 millones de euros), un 42,1% por debajo del resultado del segundo trimestre de 2018.

De este modo, el beneficio atribuible de la petrolera en la primera mitad de 2019 retrocedió un 24,5%, hasta 8.999 millones de dólares (8.149 millones de euros), mientras el resultado subyacente a costes corrientes de suministro cayó un 23,9%, hasta 8.318 millones de dólares (7.532 millones

de euros).

"Registramos un buen desempeño de flujo de caja, pese a la volatilidad de los ingresos, en un trimestre en el que se han visto difíciles condiciones macroeconómicas en refino y química, así como menores precios del gas", declaró este jueves Ben van Beurden, consejero delegado de Shell.

La compañía, además, dijo que en comparación con el segundo trimestre de 2018, en esta ocasión influyeron la debilidad en el precio del gas y petróleo, además del impacto negativo de 63 millones de dólares (57 millones de euros) debido a la implementación de la normativa internacional de información financiera NIIF 16.

Normas