Sandro Rosell, absuelto de blanqueo de dinero del fútbol brasileño

La Audiencia Nacional no puede comprobar las supuestas irregularidades del expresidente del Barcelona

Sandro Rosell, presidente del FC Barcelona entre 2010 y 2014.
Sandro Rosell, presidente del FC Barcelona entre 2010 y 2014.

La Audiencia Nacional ha absuelto este miércoles al presidente del FC Barcelona entre 20120 y 2014, Sandro Rosell, que se enfrentaba a una acusación de seis años de cárcel por un supuesto blanqueo de comisiones de hasta 20 millones de euros recibidas por el expresidente de la Confederación Brasileña de Fútbol Ricardo Teixeira. Las autoridades judiciales le aplicaron el principio de "in dubio pro reo", es decir, que en caso de duda razonable se falla a favor del acusado.

Además de Rosell, que estuvo en prisión preventiva durante casi dos años entre mayo de 2017 y febrero de 2019, también han resultado absueltos otros cinco acusados de blanquear 20 millones de euros de esas comisiones por los derechos audiovisuales de 24 partidos de la selección brasileña de fútbol y de un contrato con Nike.

Se tratan del abogado andorrano Joan Besolí que, al igual que Rosell, pasó 22 meses en prisión preventiva y que también quedó en libertad al inicio de la vista oral; su esposa, Marta Pineda; el ciudadano libanés amigo de Rosell Shahe Ohanneissian y otros dos presuntos testaferros, Pedro Andrés Ramos y Josep Colomer.

En la sentencia, de la que ha sido ponente el juez Ángel Hurtado, la sección primera de lo Penal de la Audiencia Nacional explica que tras analizar la prueba practicada en el juicio "no se han podido acreditar las acusaciones y, por tanto, ante las dudas sembradas, debe primar el principio de in dubio pro reo".

Al finalizar el juicio, el fiscal rebajó la petición de pena para Rosell de once a seis años de prisión, al igual que hizo para el resto de los acusados: de diez a cinco años de cárcel para Besolí, y de siete a un año y once meses para su esposa, Marta Pineda.

Para los otros tres presuntos testaferros, para quienes pedía entre seis y ocho años de cárcel, acabó solicitando penas de un año y once meses de prisión o de un año y seis meses.

Rosell, empresario de marketing deportivo, aseguró no haber cobrado ningún tipo de comisión "legal ni ilegal" en su declaración ante las autoridades judiciales el pasado febrero. El expresidente del Barça, de 55 años, dimitió como jefe del club catalán después de supuestas irregularidades en el caso Neymar, sobre el traspaso del futbolista brasileño al Barcelona desde el club brasileño Santos.

Normas