BBVA mejora resultados en un 51,3% y bate previsiones

La entidad, que ganó 5.324 millones en 2018 gracias en parte a las plusvalías por la venta de Chile, aumenta un 6,7% el dividendo a pagar en abril

Durante el ejercicio 2018, BBVA registró un beneficio de 5.324 millones de euros, lo que supone mejorar en un 51,3% el resultado registrado un año antes. Esta cifra está algo por encima de los 5.172 millones de euros que esperaba el consenso de analistas de FactSet. "La recurrencia en los ingresos, el control de gastos y la plusvalía por la venta de BBVA Chile impulsaron estos resultados", tal y como explica el banco.

Pese a esta mejora de su resultados, la entidad ha sufrido una leve caída del margen de intereses, un 0,9%, y el margen neto, un 5,7%. Lo ha compensado sobradamente, no obstante, con una dotación a provisiones que ha sido la mitad que el año pasado y unas menores pérdidas, también, por deterioro de activos. 

Además, el banco ha anunciado un dividendo de 0,16 euros a pagar en abril, el dividendo complementario de los resultados de 2018. La cantidad a abonar es un 6,7% superior a la del año pasado, 0,15 euros brutos.

"En un entorno complejo, hemos obtenido unos muy buenos resultados y una rentabilidad de doble dígito, al tiempo que hemos logrado importantes avances en nuestro proceso de transformación”, señaló Carlos Torres Vila, presidente de BBVA.

El margen de intereses alcanzó 17.591 millones de euros en 2018, un 10,8% más a tipos de cambio constantes (-0,9% a tipos de cambio corrientes), mientras que los ingresos por comisiones netas fueron de 4.879 millones de euros en el ejercicio, un 8,9% más (-0,8% a tipos de cambio corrientes). Ambas líneas, que representan los ingresos de carácter más recurrente, alcanzaron 22.470 millones de euros, un 10,4% más (-0,9% a tipos de cambio corrientes).

Los ratios de rentabilidad alcanzaron el doble dígito. El ROE aumentó significativamente hasta el 11,6% en el ejercicio y el ROTE fue del 14,1%, o bien hasta el 10,2% y el 12,5%, respectivamente, sin considerar la plusvalía de Chile. En 2018, el valor tangible por acción y los dividendos por acción alcanzaron los 6,11 euros, lo que supone un crecimiento interanual del 10,1%. 

Distribución geográfica

Por zonas geográficas, el resultado atribuido en España en 2018, incluida Actividad Bancaria y Non Core Real Estate, ascendió a 1.445 millones de euros, un 63,4% más que en el año anterior.

En Estados Unidos, la inversión crediticia registró un crecimiento interanual del 7,4%, gracias a la financiación al consumo y tarjetas (+28,2%) y los préstamos a pymes (+2,9%) y grandes empresas (+12,3%). Los recursos de clientes se mantuvieron en línea con la cifra de diciembre de 2017 (+0,3%). El resultado atribuido en el ejercicio 2018 ascendió a 735 millones de euros, un 56,9% más interanual en términos constantes (+51,3% a tipos de cambio corrientes). Este crecimiento vino impulsado por el favorable desempeño del margen de intereses (+12,1% sin incluir la variación de las divisas), los menores saneamientos y provisiones, y un importe más reducido del gasto por impuestos. La tasa de mora se ubicó en el 1,3% y la cobertura, en el 85%.

En México, la inversión crediticia creció un 8,1% en términos constantes, gracias al aumento de la cartera mayorista (+9,2%), impulsada por las empresas medianas y la banca corporativa, así como  de la cartera minorista, muy apoyada en los préstamos al consumo (+8,7%). Los recursos de clientes se impulsaron un 3,6%. El resultado atribuido del área ascendió a 2.384 millones de euros, lo que supone un incremento interanual del 16,1% en términos constantes (+9,0% a tipos de cambio corrientes). Este crecimiento se vio apoyado por el margen de intereses (+8,2%) y por las comisiones netas (+5,1%), ambos a tipos de cambio constantes. La tasa de mora se situó en el 2,1% y la cobertura, en el 154%. La entidad explica que el "sólido" crecimiento de México continuará en 2019 en línea con el registrado en 2018. 

En Turquía la evolución de las carteras en moneda local creció un 3,7% en el año, tras  desacelerarse en la segunda mitad del ejercicio. Continuó la reducción de la exposición al crédito en dólares estadounidenses (-19,3%) en línea con su estrategia. Por la parte de los pasivos, los recursos de clientes en dólares cayeron un 14,4% mientras que los denominados en liras turcas subieron un 15,8%. En un año muy complejo, Garanti ha sido capaz de generar un margen neto (+40,9% interanual en términos constantes) capaz de absorber el incremento de provisiones  derivado del deterioro del entorno macro. Sin incluir las variaciones por tipo de cambio, tanto el margen de intereses (+30,3%) como las comisiones netas (+35,1%) contribuyeron  significativamente a los resultados.

El resultado atribuido alcanzó 569 millones de euros en el ejercicio, lo que supone un descenso interanual del 4,5% (-31% en términos corrientes). La tasa de mora se situó en el 5,3% (frente al 3,9% de un año antes), influenciada por el entorno macroeconómico, y la cobertura pasó del 85% al 81%.

En América del Sur, cabe destacar la venta de BBVA Chile, completada en julio de 2018. Excluyendo BBVA Chile, el crédito a la clientela ascendió un 8,6% en el ejercicio (a tipos de cambio constantes) y los recursos de clientes, un 10,5%. América del Sur generó un resultado atribuido de 591 millones de euros en 2018, lo que supone una variación interanual de -16,5% (- 31,3% a tipos de cambio corrientes). Esta evolución del resultado atribuido está afectada por el impacto de la hiperinflación en Argentina (-266 millones de euros) y por el cambio de perímetro derivado de la venta de BBVA Chile. La tasa de mora se situó en el 4,3% y la de cobertura, en el 97%.

Nuria Álvarez, analista de Renta 4, explica que los resultados del cuarto trimestre han superad o las estimaciones en las principales líneas de la cuenta de resultados. Sin embargo, por áreas  geográficas, superan las estimaciones de beneficio neto en España, resto de Eurasia y Estados Unidos. Sin embargo, en el caso de México, el beneficio neto se ha situado un 10% por debajo de lo esperado por el consenso. Asimismo, Turquía tampoco ha cumplido con las estimaciones al situarse el beneficio neto un 24% por debajo del consenso.

Por su parte, los analistas de Bankinter valoran positivamente estos resultados "que han sorprendido positivamente en las principales partidas operativas de la cuenta de pérdidas y ganancias a pesar de la dificultad del entorno, con los tipos de interés en mínimos históricos en la UEM así como una fuerte depreciación de la lira turca y el peso argentino".

Normas