PSA adquiere el 100% de la empresa de coche compartido Emov

El grupo automovilística francés adquiere la parte de Eysa, su socio en la ‘joint venture’

El Grupo PSA ha pasado a controlar el 100% del servicio de movilidad compartida emov.
El Grupo PSA ha pasado a controlar el 100% del servicio de movilidad compartida emov. Europa Press

El grupo automovilístico francés PSA, dueño de las marcas Citroën, Peugeot y Opel, ha anunciado este miércoles que adquirió el 100% de Emov, la empresa de coche compartido o carsharing, que lleva funcionando en Madrid desde hace dos años.Emov, que tiene una flota de 600 vehículos 100% eléctricos en la capital y otros 150 en Lisboa (Portugal), tiene 200.000 usuarios.

“Después de dos años desde su lanzamiento, Emov es un verdadero éxito con más de 200.000 usuarios en Madrid y Lisboa. Nuestra decisión de obtener la propiedad total de emov enfatiza nuestro compromiso de desarrollar un ecosistema de servicios compartidos eficiente y sostenible”, ha dicho Brigitte Courtehoux, directora general de Free2Move, la empresa de movilidad propiedad de PSA. Dicha compañía, que empezó su actividad en 2016, opera en Wuhan (China), Washington (EEUU) y París (Francia).

“El Grupo PSA continúa invirtiendo para que las iniciativas derivadas del vehículo compartido, y en general de las nuevas formas de movilidad, sean un éxito”, han dicho desde la compañía.

Madrid ha sido un campo de pruebas en los últimos años para las empresas de carsharing, que han decidido dar servicio en la capital y no en otros puntos de la capital española. La llegada de Madrid Central el pasado 30 de noviembre, ha dado todavía más protagonismo a las empresas que ofrecen vehículos eléctricos compartidos como Emov (las otras dos son Car2go y Zity), ya que sus coches pueden acceder a la almendra central y aparcar en ella en cualquier momento, incluso en escenarios de alta contaminación.

Recientemente, Emov y Zity se unieron para lanzar un estudio (realizado por Sondea) en conjunto en el que aseguraban que el 72% de los madrileños estaban a favor de Madrid Central. El 84% de los 1.000 residentes de la ciudad encuestados dijo que el coche compartido puede ser una solución al problema de la contaminación del aire que sufren ciudades como Madrid.

Normas