Santa Mónica, un sueño americano

En su muelle termina la mítica Ruta 66

El paseo marítimo bordea la costa y llega hasta Venice

Santa Mónica
Muelle de Santa Mónica.

Por su diversidad, California es uno de los estados más completos e interesantes de Estados Unidos. Tiene playas, montañas, lagos, pistas de esquí, misiones españolas, grandes desiertos... Aquí se encuentran también algunos de los parques nacionales más espectaculares del país; los bosques con los árboles más grandes del mundo; famosos parques temáticos; pueblos costeros con mucho encanto; ciudades punteras, modernas y liberales, como San Francisco, y también una de las más difíciles para el visitante: Los Ángeles.

Para quienes aterricen en LA, como llaman los angelinos a su ciudad, y no sepan por dónde empezar para no perderse en la vorágine de esta megaurbe pero quieran empaparse, o al menos acercarse, al espíritu californiano, nada mejor que visitar algunas de las poblaciones costeras del sur, integradas en el área metropolitana del Gran Los Ángeles, habitada por casi 19 millones de personas, como Santa Mónica o Venice, donde se encuentran las playas de los famosos Vigilantes de la playa o Muscle Beach, con el conocido gimnasio al aire libre donde descubrieron, según la leyenda urbana, a Arnold Schwarzenegger.

Para conocer el espíritu californiano, nada mejor que asomarse al Pacífico

A solo media hora del centro de LA, si no hay atascos, Santa Mónica es una de las ciudades a la que acuden los angelinos los fines de semana y también muchos turistas, y no es difícil cruzarse con alguna celebridad en sus calles o coincidir en restaurantes.

Santa Mónica tiene dos rasgos distintivos muy conocidos: el muelle, con la señal que indica el final de la histórica Ruta 66 que, desde Chicago, atraviesa las llanuras centrales de EE UU y Arizona, un recorrido de más de 3.800 kilómetros, y un entrañable y antiguo parque de atracciones con la emblemática noria movida por energía solar que tantas veces hemos visto en el cine.

La señal que indica el final de la Ruta 66.
La señal que indica el final de la Ruta 66.

El muelle se construyó en 1909 y está declarado Monumento Histórico Nacional. Al atardecer abundan los pescadores que tiran sus cañas desde lo alto, y en verano suele haber concurridos conciertos.

Para pasear tranquilamente o tomar algo, sin duda,Third Street Promenade es el sitio; es también el centro peatonal y el paraíso de las compras. En esta zona se encuentran algunos edificios art déco, como la torre del reloj, construida en 1929.

Papá Noel en bici.
Papá Noel en bici.

El paseo marítimo, Ocean Drive, bordea toda la costa de Santa Mónica y se prolonga hasta Venice Beach, un recorrido que puede realizarse tanto a pie como en bici. La ciudad de Venice fue concebida principios del siglo XX por Abbott Kinney, un millonario de la industria del tabaco que quiso recrear Venecia con la construcción de un sistema de canales, con gondoleros incluidos, del que apenas han sobrevivido algunos de los originales. En los años cincuenta y sesenta, Venice Beach se convirtió en una zona de moda, creativa y diversa, donde a lo largo de los años han recalado artistas de todo tipo.

Venice es conocida especialmente por su paseo marítimo, el Ocean Front Walk, con su famoso gimnasio, adivinos, masajistas, tiendas, puestos de venta de marihuana medicinal... Además de su playa, Venice es una zona residencial de carácter bohemio. Hoy continúa siendo un lugar vibrante y algo estrambótico que cada día atrae a numerosos visitantes y curiosos.

Normas