José Luis Abelleira: “Estaremos siempre en el top tres de las mejores ofertas de la banca española"

“BBVA y Santander hacen los mismo en Latinoamérica. Hay un a máxima en este negocio, atraes por precio y retienes por calidad”

“Pibank tiene la mejor cuenta nómina del mercado, como ofrecer los cajeros gratis”

José Luis Abelleira, director general de Banco Pichincha
José Luis Abelleira, director general de Banco Pichincha

José Luis Abelleira fue jugador profesional de baloncesto (entre 1986 a 1992), antes que banquero. Dio el salto al sector financiero hace más de 25 años. Durante los últimos 15 años ha ocupado puestos directivos en entidades como NCG Banco (actual Abanca) o Evo Banco donde participó en su lanzamiento como director general entre 2011 y 2014. Posteriormente se fue con el actual primer ejecutivo de ING, Cesar González-Bueno (con quien ya había colaboró en NCG) a trabajar a Dubai en Gulf Bank Kuwait, hasta incorporarse en abril de 2017 como director general de Banco Pichincha España, con el reto de transformar esta firma en una entidad no solo para latinoamericanos, sino también para españoles. El banco acaba de sacar otra marca, Pibank. El grupo Pichincha tiene 112 años de historia.

¿Cómo puede calificar los algo más de 10 años que lleva Pichincha en España?

El banco llegó a España en plena crisis financiera, con la inauguración de u na oficina de representación en 2007, pero pronto se decidió pedir ficha bancaria en España. Somos banco español desde 2010, conservamos la marca de Pichincha también en España porque es muy potente en Latinoamérica. Ahora tenemos presencia en Colombia, Perú, Panamá, EE UU y España, además de Ecuador. Su capital es 100% de una familia ecuatoriana con muchos negocios en Latinoamérica. Y, pese a la crisis, la entidad ha resistido y eso tiene mucho mérito. En 2017 Pichincha decidió dar un impulso al banco en España porque es muy importante para el grupo. Es el país fuera de Latinoamérica donde más ecuatorianos viven, y desde donde envían al año más de 600 millones de euros a su país. Pero el objetivo ahora es diversificar su negocio geográficamente. España representa el 7% del negocio de la firma, y el reto es que aporte más. Por eso hemos apostado por dejar de ser un banco solo de inmigrantes sin perder nuestra esencia, pero buscamos ser un banco más rentable.

¿Cuál es su objetivo en España?

Es pasar de 570 millones de euros en activos a 2.000 millones en 2020, y 4.000 millones en negocio. El objetivo es multiplicar por 3,5 la cifra de negocio en tres años. El reto para nosotros es importante, aunque estas cantidades son muy muy pequeñas si nos comparamos con el resto de los bancos. Pero el hecho de que la banca se haya concentrado tanto en España, y se esperan más concentraciones, nos aportan grandes oportunidades de negocio. Tenemos en el país 82.000 clientes (4 millones en el grupo), de los que el 82% son latinoamericanos, por eso hemos cambiado la estrategia. Queremos llegar a los 107.000 clientes en tres años. Tenemos que crecer y transformarnos. Lo tenemos que hacer por obligación porque de lo contrario es muy difícil subsistir con tipos bajos. En España queremos ser un competidor de nichos, no queremos competir en todos los segmentos.

Acaban de crear una nueva marca en España, Pibank, que la comparan con ING, ¿qué pretenden con ella?

Con Pibank buscamos captar clientes más digitales, por eso ofrecemos productos diferentes, pocos y muy sencillos. Estamos captando clientes de Bankia, ING, Evo, o CaixaBank, entre otras entidades. No solo es la rentabilidad de los depósitos lo que ofrecemos, también carecemos de comisiones, y ofrecemos sacar efectivo de todos los cajeros de la banca española gratis. Nosotros asumimos el gasto. Ofrecer los todos los cajeros gratis es una de la mejores ofertas que tenemos. Hay que tener en cuenta que somos uno de los bancos con menor coste de España, eso nos permite competir de una forma más agresiva, y así queremos mantenernos, un banco competitivo con los costes más bajos del mercado.

Cuando suban los tipos de interés siempre estaremos entre los dos o tres bancos que remuneren menor el pasivo, pero sin perder rentabilidad, ya que queremos generar nuestro propio capital en España. Siempre habrá un banco que pague más que nosotros, pero también estaremos en el top tres de las mejores ofertas. Los grandes bancos españoles como BBVA o Santander, hacen lo mismo en Latinoamérica. Hay una máxima que rige este negocio, atraes por precio y retienes por calidad de servicios. En noviembre Pibank sacará una hipoteca con muy buenas condiciones. Ahora tenemos la mejor cuenta nómina del mercado.

¿Tienen previsto crecer con compras?

Nuestra idea es crecer orgánicamente. Si hay oportunidades que se ajusten a nuestro modelo las estudiaríamos, pero solo así.

¿También quieren impulsar el nicho de empresas?

Sí, es una pata que queremos potenciar porque vemos que hay potencial para explorar este negocio. Queremos aumentar nuestra financiación a las empresas españolas que invierten en Latinoamérica, y viceversa. Queremos lanzar en las próximas semanas un plan muy ambicioso de banca de empresas. En España tenemos 11 oficinas como Pichincha, otras 5 de empresas y otras 5 como Pibank. No vamos a tener muchas más oficinas, puede que alguna más, pero nada más. La plantilla es de 221 empleados, el objetivo es de 250. Tenemos que llegar a una eficiencia del 45% en 2020, ahora es del 70,4%. ¿Tienen la intención de salir a Bolsa en algún momento? No creo. Es una pregunta para el accionista, pero no tengo idea de que quieran cotizar. El grupo Pichincha pertenece a una familia que tienen muchos negocios y no creo que quieran perder una parte del capital del banco.

¿Qué le parece que la banca tenga que pagar ahora el impuesto de actos jurídicos documentados de las hipotecas si el Tribunal Supremo confirma su sentencia?

Estamos estudiando la sentencia. Somos un banco de la AEB, y comparto lo que diga la asociación.

Normas