Nanette Hechler (Credit Suisse): “La deuda soberana española es una muy buena opción de inversión”

Prevé que el Ibex se comporte mejor que la Bolsa europea este año

Ve oportunidades en la situación actual, en especial en los bonos subordinados

La responsable global de inversiones del área de banca privada de Credit Suisse, Nanette Hechler-Fayd’herbe.
La responsable global de inversiones del área de banca privada de Credit Suisse, Nanette Hechler-Fayd’herbe.

La magnitud de la economía italiana en la zona euro ha dado esta semana razones de peso a los inversores para inquietarse ante la crisis política que atraviesa el país, según reconoce la responsable global de inversiones del área de banca privada de Credit Suisse, Nanette Hechler-Fayd’herbe. La experta insiste en cualquier caso en descartar que Italia suponga hoy día un riesgo sistémico y muestra su clara preferencia por los activos españoles frente a los italianos, sin que el cambio político en España empañe su decisión de tener bonos españoles en cartera. Pese a las turbulencias políticas, Hechler-Fayd’herbe, mantiene su apuesta por la renta variable y defiende la búsqueda de oportunidades en momentos inciertos como el actual como vía de exprimir rentabilidades.

¿Cree que la crisis institucional italiana y su efecto en mercado se presta a comparaciones con la crisis de 2012?

Italia tiene un peso mucho mayor sobre la economía de la zona euro que Grecia, es además uno de los grandes emisores de deuda. La posibilidad de que se pongan en cuestión principios realmente importantes como su permanencia en el euro es muy relevante para los mercados financieros. Pero no creo que en este momento Italia sea un riesgo sistémico. La deuda emitida por el Tesoro italiano estos días fue absorbida por el mercado y eso muestra que no estamos ahí. Además, una diferencia importante respecto a 2012 es que en lo económico, la zona euro está mucho mejor. La situación económica es buena en todos los países, es algo simultáneo.

Se ha visto cierto contagio de Italia sobre España, ¿está justificado? ¿Qué diferencias aprecia entre ambos países?

España ha sido capaz de recuperarse y ha sido más flexible que Italia a la hora de abordar cuestiones estructurales. En España los indicadores de confianza empresarial muestran que lo está haciendo bien en términos de crecimiento, está absolutamente alineada con lo que esperamos para el conjunto de la zona euro, prevemos un crecimiento económico en España del 2,7%. Es absolutamente diferente respecto a Italia, donde las cuestiones estructurales están influyendo en el crecimiento. Incluso en un entorno económico alcista, Italia tiene dificultades para sacar provecho de todo su potencial de crecimiento.

¿Qué posición tiene respecto a la inversión en activos españoles e italianos?

No hay duda en el mercado de que España está en un lugar absolutamente diferente respecto al crédito, los fundamentales y el riesgo crediticio, que se refleja por ejemplo en el rendimiento del bono a 10 años. En deuda soberana Italia somos aún cautelosos. Sobre España pensamos en cambio que la deuda soberana es una muy buena opción de inversión, creemos que hay estabilidad en los bonos españoles. En Bolsa también hacemos distinción entre España e Italia. En España, la Bolsa probablemente va a comportarse mejor que el conjunto del mercado bursátil europeo este año, mientras que Italia quedará probablemente en línea. Tenemos una clara preferencia por los activos españoles frente a los italianos. En mi opinión, el contagio que ha sufrido España se puede considerar más una oportunidad que un motivo de preocupación.

"El hecho de que no existan partidos euroescépticos en España es un factor subyacente fundamental”

¿Y qué hay del cambio político en España? ¿Puede modificar su apuesta de inversión?

Tenemos bonos soberanos españoles dentro de nuestra estrategia europea, nuestra visión es neutral y no estamos excesivamente preocupados por los riesgos potenciales. La cuestión ahora estará en la disciplina fiscal del nuevo Gobierno. Creemos que en el mercado no se espera que el nuevo Gobierno liderado por el Partido Socialista adopte políticas que puedan ser desfavorables para el comportamiento de los mismos a corto plazo. El hecho de que no existan partidos euroescépticos en España también constituye un factor importante. De hecho, se trata de un elemento subyacente fundamental.

Los bancos están acusando con fuerza la incertidumbre política, ¿son una buena opción de inversión?

En este momento, hay una oportunidad en la deuda de la banca europea, incluida la española. Consideramos mejor opción la deuda subordinada bancaria que las acciones. Dan un cupón y las acciones dependen mucho de la rentabilidad del negocio.

¿Están aprovechando para comprar o es mejor esperar?

Está habiendo un poco de riesgo de contagio en Europa y también de forma general en los activos de riesgo, en los activos emergentes como vimos en las semanas pasadas. Pero pensamos que esto es una oportunidad, somos positivos en activos emergentes, especialmente en deuda en moneda local, que ofrece rentabilidades que no se encuentran ahora en ningún otro activo. Los países emergentes lo están haciendo bien en lo económico, ya que las materias primas sirven de soporte. Son una de las oportunidades recientes que vemos. Es muy importante ver las oportunidades del momento actual . Simplemente porque no hay otro modo de conseguir rentabilidades por encima de mercado, especialmente cuando la volatilidad ha vuelto.

Normas