La década prodigiosa de La Taverna del Clínic

Abierta en 2006 de la mano de Toni y Manu Simôes

Se centra en el producto de los pequeños proveedores

restaurantes
Uno de los reservados de La Taverna del Clínic.

La Taverna del Clínic es un clásico en Barcelona desde que fue abierta en 2006 por los hermanos Toni y Manu Simôes (chef y sumiller). Cada temporada estrena carta y, cuando el calor aprieta, el cocinero apuesta por platos más ligeros, como el sashimi de ventresca de atún ligeramente aliñada con helado de apio y algas, o las colitas de gambas marinadas con escabeche de jerez y caviar de manzana ácida. Otras propuestas son los rossinyols glaseados con balsámico, espardeñas, la coca de cherrys, anguila ahumada y lima, la miniespinaca fresca y trufa de verano o el tataki de buey con salsa tosazu y setas confitadas que desprenden el sello inconfundible de La Taverna del Clínic.

Dos de los platos más esperados por la fiel clientela de este pequeño espacio son el salmorejo con caballa de anzuelo marinada y jamón ibérico crujiente y el gazpacho de cerezas con navajas de la ría y lágrimas de lima.

Salmorejo con caballa de anzuelo marinada y jamón ibérico crujiente.
Salmorejo con caballa de anzuelo marinada y jamón ibérico crujiente.

La base de la cocina es el producto, que ha de ser la máxima calidad, a través de pequeños proveedores de verduras, pescados o setas. Ofrecen platos tradicionales siempre reinventados con nuevas elaboraciones.

Por su parte, Manu Simôes, sumiller y jefe de sala, nombrado Caballero de la Champagne, ofrece una armonía basada en una cuidada selección de vinos y espumosos. La Taverna cuenta con una bodega con más de 600 referencias, entre las que se encuentran vinos catalanes, de toda España, Francia, Italia, Sudáfrica, Argentina o Chile.

Ha pasado más de una década desde que ambos iniciaran esta aventura culinaria, que pronto se convirtió en revelación gastronómica y no ha dejado de crecer en calidad. El secreto no es otro que apostar por el producto y por una cocina tradicional reinventada. Porque si algo han conseguido es convertir La Taverna del Clínic es un lugar de peregrinaje para los amantes de la buena cocina, que lo han ido transmitiendo de la mejor forma: con el boca a boca. Precio: entre 30 euros el menú de barra a 100 euros del gran menú.

La Taverna del Clínic:Roselló, 155. Barcelona. Teléfono 934 104 221. www.latavernadelclinic.com.

Normas