Las marcas del grupo PSA superan a Renault en reducción de emisiones contaminantes

Peugeot y Citroën, las marcas de coche más “limpias” de 2015

La mejora de los motores de Peugeot y el Citroën Cactus, claves para la reducción.

Renault pierde dos posiciones al incrementar sus ventas de todocaminos más potentes

El león rampante, enseña de Peugeot
El león rampante, enseña de Peugeot

Las automovilísticas Peugeot y Citroën adelantan a Renault como las marcas que más redujeron sus emisiones contaminantes en 2015. Según los datos de la consultora especializada Jato Dynamics, Peugeot consiguió que la media total de emisiones de CO2 de sus vehículos nuevos se quedara en los 103,5 gramos de CO2 por kilómetro recorrido (gr/km), frente a los 109,3 gramos con los que cerró en 2014. Esta reducción de 5,8 gr/km de media en el conjunto de su flota de vehículos le permite subir una posición y adelantar a Renault como la marca más limpia de la Unión Europea.

La segunda en la lista elaborada por Jato Dynamics también pertenece al grupo PSA. La enseña Citroën se coloca en segunda posición, gracias a una reducción de emisiones de 5,1 gr/km de media en sus vehículos. Ha pasado de contaminar 110,8 gr/km en 2014 a 105,7 gr/km a cierre del año pasado.

“Peugeot registró la segunda mejor rebaja de emisiones de entre las 20 automovilísticas más grandes”, aseguraron desde Jato. Esta reducción vino impulsada, sobre todo, “por las mejoras en los motores 1.0 y 1.3 que se instalan en el Peugeot 108”. El 308 redujo también sus emisiones en cinco gramos en el año. 

El Cactus fue la herramienta perfecta para la reducción de emisiones de Citroën. Ha incrementado sus ventas en un 173% en 2015. Es el segundo modelo más vendido de la enseña y el segundo menos contaminante.

La que más rebajó la contaminación media del conjunto de sus vehículos fue Skoda, que disminuyó sus emisiones en 6,2 gr/km “gracias a la nueva generación del Fabia”. El nuevo modelo incluye nuevos motores más eficientes, lo que permite rebajar sus emisiones desde 121,6 gr/km a 107,1 gr/km en 2015.

Este vehículo es especialmente importante para la marca. En 2015, las matriculaciones del nuevo Fabia crecieron un 38% en Europa y totalizaron el 26% del conjunto de las entregas de la marca checa.

Renault perdió dos posiciones en 2015, debido al aumento de ventas de sus todocaminos con motores más potentes y contaminantes.

Europa, menos contaminada

La media de emisiones de Europa en 2015 bajó un 3,2% en el conjunto del año pasado, hasta los 119,3 gr/km. Supone una rebaja de cuatro gr/km respecto de 2014 y de 7,5 gr/km respecto de 2013.

La rebaja está apoyada por la significativa reducción de las emisiones de CO2 en mercados pequeños o medianos, incluyendo Noruega o Suiza, gracias a unas tecnologías más limpias implementadas por las automovilísticas y al incremento de las matriculaciones de los vehículos eléctricos.

La consultora Jato destaca que la reducción coincide con un incremento del 9,3% de las matriculaciones europeas.