Alerta del riesgo que suman los tipos bajos y el auge de las ‘fintech’

El BCE alienta procesos de fusión entre los bancos europeos

Fachada de la sede del Banco Central Europeo (BCE) en Fráncfort del Meno, Alemania. EFEArchivo
Fachada de la sede del Banco Central Europeo (BCE) en Fráncfort del Meno, Alemania. EFE/Archivo EFE

Los bancos de la zona euro cuentan con “condiciones ideales” para aprovechar la oportunidad de mejorar su eficiencia y racionalizar sus costes mediante procesos transfronterizos de consolidación en el sector, defendió ayer el representante francés en el directorio del Banco Central Europeo (BCE), Benoit Coeuré.

En su intervención durante un foro celebrado en Fráncfort, Coeuré reconoció las dificultades que atraviesa el sector bancario europeo ante la incertidumbre sobre su modelo de negocio en un escenario de tipos excepcionalmente bajos y la irrupción de nuevos competidores como las fintech, las firmas que potencian la aplicación de nuevas tecnologías a los servicios financieros.

En este sentido, Coeuré señaló la importancia de mejorar los regímenes de insolvencia, así como de actualizar el modelo de negocio de las entidades para evitar la “zombificación”.

Del lado de los ingresos, el banquero francés constató que existe la tendencia a que los bancos compensen sus menores ingresos por intereses mediante el aumento de las comisiones, mientras que reconoció que existen más dificultades por el lado de los costes, donde subrayó que “aún hay oportunidades al alcance de la mano”, en referencia a la consolidación del sector.

“Los indicadores de concentración del mercado sugieren cierta sobrecapacidad en el sector bancario europeo, especialmente en aquellos países con sistemas bancarios más fragmentados”, indicó Coeuré, quien defendió que las elevadas ratios de coste sobre ingresos en algunos sectores bancarios implican que “habría ganancias de eficiencia a través de la consolidación sin exacerbar el problema de (entidades) demasiado grandes para caer”.

Sobre esta cuestión, Coeuré añadió que el establecimiento del actual marco de supervisión y resolución bancaria “representa las condiciones ideales” para que se den fusiones y adquisiciones transfronterizas, e invitó a liquidar los “restos del marco regulatorio” de carácter doméstico. “Lo que nuestra economía necesita es bancos europeos”, sentenció.

  • La responsabilidad de la debilidad del sector

“¿En un entorno de creciente incertidumbre global, cuáles habrían sido los costes para el sector financiero si no hubiera respondido la política monetaria?”, cuestionó ayer Benoit Coeuré defendiendo que la política monetaria aplicada por el BCE, señalada a veces como causa de la débil rentabilidad de los bancos, ha contribuido a bajar los costes de las entidades en un escenario de creciente incertidumbre.

El francés aseveró que el BCE trata de mitigar los potenciales efectos negativos de los tipos de interés negativos. Sin embargo, Coeuré subrayó que factores de incertidumbre como la debilidad de las entidades con gran cantidad de activos en riesgo de mora o cuyos modelos de negocio son percibidos como insostenibles “tienen poco que ver con un banco central” y exigen el trabajo de otros actores.