La aplicación, por 199 euros, controla y mide en tiempo real el gasto eléctrico en el hogar

El Shazam del consumo de energía

El dispositivo Smappee detecta los aparatos encendidos.

Una muestra de Smappee en un reloj de Apple.
Una muestra de Smappee en un reloj de Apple.

No sé adónde va toda la electricidad que consumo”. Esta es la queja que el empresario Stefan Grosjean escuchaba una y otra vez en boca de muchos amigos y familiares, por lo que en 2012 decidió crear Smappee. Los desafíos eran enormes.

“Por supuesto, existen los clásicos medidores que se colocan entre el enchufe y el tomacorriente”, comenta Grosjean –fundador de la empresa de consultoría EnergyICT y experto en energía–, “pero no funcionan con los refrigeradores o las lámparas empotrados. Entonces pensamos en hacer un medidor diseñado para un lugar clave: la caja de fusibles”.

Cada electrodoméstico tiene su propio patrón de consumo, así como su propio patrón de interrupción, con los que es posible identificarlos. Si Smappee detecta que un electrodoméstico se activa 20 veces al día durante cinco minutos y que tiene una potencia de entre 40 y 50 vatios, entonces lo más probable es que se trate de un refrigerador.

“Es muy similar a Shazam, la app que te permite saber qué canción estás escuchando”, dice Grosjean. “Solo que nuestro desafío es mucho más complejo, es como si estuvieras escuchando 20 canciones al mismo tiempo a diferente volumen y en diferentes frecuencias”.

La 'app' puede medir también la energía producida por los paneles solares de su casa

Lograron superarlo gracias a un equipo de seis ingenieros, un millón de euros de capital inicial y 250.000 euros en subsidios de la Agencia para la Innovación a través de la Ciencia y la Tecnología (IWT) de Bélgica.

Dos años y medio más tarde, este pequeño aparato –cuesta 199 euros y está en el mercado desde junio de 2014– ha logrado lentamente, pero con paso firme, conquistar el mercado doméstico de la energía.

Gracias a este sistema se puede conocer el consumo de cada dispositivo en tiempo real a través de una app. Esta muestra el consumo de todos los electrodomésticos importantes con atractivos gráficos. “En una familia, el gasto del consumo de los electrodomésticos en stand-by puede alcanzar con facilidad los 200-300 euros”, explica Grosjean. “El ahorro empieza con una buena medición”, insiste.

El dispositivo en sí consta de dos partes: una se conecta a un tomacorriente y la otra se instala en el cable de alimentación ubicado entre el contador eléctrico y la caja de fusibles. Una práctica función adicional: el dispositivo también mide cuánta energía producen los paneles solares de tu casa. “Nos hemos dado cuenta de que los instaladores de paneles solares se han convertido en un buen canal de distribución”.

Desde hace poco, no solo permite medir el consumo, sino también controlarlo. Con solo instalar un interruptor inalámbrico de 10 euros se pueden encender y apagar tus dispositivos. Podrás encenderlos desde cualquier lugar en un radio de 200 metros de tu casa.

Durante tus vacaciones puedes simular que no te has ido haciendo que se prendan y apaguen las luces. Con Smappee puedes saber si has dejado la plancha encendida por error, además de poder ver a distancia qué es lo que ocurre en tu casa. Y para esto no es necesario ningún tipo de interruptor adicional.

En tanto, Smappee ha logrado captar 3,5 millones de euros. Además de este monto, Grosjean quiere obtener para fines de este año entre 5 y 7 millones de euros adicionales de parte de nuevos inversionistas.

“Al principio vendíamos exclusivamente a través de nuestra web, pero después comenzamos a ofrecer nuestros productos en Apple y Amazon. “Vendemos entre 1.000 y 10.000 dispositivos al mes, tanto en Europa, EE UU y México como en Australia y Nueva Zelanda. Este año las ventas alcanzarán los tres millones”. Actualmente, trabaja en una versión profesional para pymes.

Normas