España está lejos de lograr el 40% de presencia femenina en los consejos

¿Por qué hay tan pocas mujeres en puestos de mando?

Elena Terol (derecha) directora de ExcellentSearch, junto a Eva Levy, directora de la división Mujeres en Consejo de Administración y Alta Dirección de esta consultora.
Elena Terol (derecha) directora de ExcellentSearch, junto a Eva Levy, directora de la división Mujeres en Consejo de Administración y Alta Dirección de esta consultora.

El primer Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero aprobó la primera Ley de Igualdad que se hacía en España en 2007. Entre otras cuestiones, el texto recogía la recomendación de que las grandes empresas tuvieran en 2015 un 40% de mujeres en sus consejos de administración. Ocho años después –y una vez vencido el plazo aconsejado– los datos evidencian que esta recomendación ha quedado en papel mojado.

En la actualidad, en las grandes empresas cotizadas del IBEX 35, la presencia de mujeres en los consejos de administración es de aproximadamente el 17,3%, según el último estudio de Atrevia y la escuela de negocios IESE. Mientras que en el resto de empresas de fuera del IBEX que también están sujetas a esta recomendación legal, el peso de las consejeras es aún menor, del 12,09%, asegura un estudio de la empresa Informa.

¿Cuáles son las causas por las que, ocho años después de esta recomendación legal, sigue sin haber paridad en los órganos directivos?

“Cuando proponemos a una mujer que forme parte de un consejo de administración, su primera reacción es casi siempre preguntarse, ¿valgo para eso? ¿estoy preparada? Y esas preguntas nunca se las hace un hombre que recibe la misma propuesta”, asegura Elena Terol, Directora de ExcellentSearch consultora especializada en la búsqueda de personal directivo.

Desde esta empresa de selección apuntan a otra causa de esta baja implantación femenina:“las mujeres son muy buenas comunicando pero luego, paradójicamente, no dialogan con la dirección. Simplemente, hacen bien las cosas y piensan que ya se darán cuenta los responsables. Eso es un grave error”, asegura, Eva Levy, directora de la división de mujeres en consejo de administración y alta dirección de esta consultora. A esto añade que las empleadas tampoco suelen mostrar su interés por ascender. “Cuando se enteran de que algún compañero ha sido promocionado para un puesto que ellas querían les preguntamos ¿habías dicho que lo querías? ¿te habías mostrado interesada? Y la respuesta suele ser, no. Ahí está otro fallo”, asegura Levy.

Un tercer error que cometen las mujeres en los altos niveles de dirección en comparación con los hombres es hacer poco networking, indican estas expertas. “Eso hace que la información que fluye en la compañía o en el sector no sea captada por ellas y pierden muchas oportunidades”, indica Terol.

El fomento del networking entre mujeres directivas es precisamente uno de los principales beneficios que están detectando desde la organización del programa Promociona de CEOE, impulsado por la secretaria general de la patronal, Ana Plaza. Se trata de un proyecto para fomentar el ascenso de las mujeres a puestos directivos. De momento, se ha promocionado al 20% de las cerca de 200 mujeres que han participado.

Aunque, dicho todo esto, las headhunters consultadas insisten en que lo más preocupante no es que no haya más mujeres en los consejos, sino su ausencia en el ámbito previo, en los comités de dirección. “Antes de llegar a los órganos directivos muchas mujeres tiran la toalla”, explica Levy.

Y en el caso de las mujeres que sí llegan a estos comités directivos, se quejan de que “las diferencias salariales son aún mayores que en niveles inferiores, ya que las directivas cobran hasta un 30% menos”, aseguran estas expertas. En esos puestos es más fácil enmascarar esta brecha con bonus o complementos, precisan.

Con este horizonte, las consultoras apuntan que, además de corregir los errores mencionados, la principal solución para que haya más directivas es “que el consejero delegado se lo crea, piense en la diversidad, en general, como una activo de competitividad de la empresa”.

La propia CEOE acaba de aprobar un informe sobre igualdad en este sentido, en el que aconseja a sus empresas asociadas que incorporen la igualdad a su estrategia de competitividad. Si bien los empresarios insisten en que esto se haga “desde la convicción y la voluntariedad”.

Esta voluntariedad ahora reinante –más allá de la obligación de hacer un plan de igualdad en las más grandes– ha llevado a la actual situación, en la que solo una de cada tres compañías aplica políticas de género, según el último estudio sobre El avance de la mujer en el mercado laboral de la multinacional británica de selección Hays.

Panorama europeo y español

El peso de las mujeres en los consejos de administración de las compañías en Europa alcanza el 20,2%, según los últimos datos de la Comisión. Este porcentaje está aún lejosdel 40% recomendado también por Bruselas para 2020.

Precisamente la pasada semana el Reino Unido presentó la nueva edición de su Informe Davies, que aconseja llegar al 33% de mujeres en 2020. En la actualidad ya han cumplido su propia recomendación anterior de llegar al 25% en 2015. Francia es la que tiene un porcentaje mayor, al superar el 32%; un volumen similar al de los países nórdicos (Noruega y Suecia).

En España ya hay empresas que sí cumplen con esta recomendación. Se trata de Red Eléctrica, Jazztel y FCC, que cuentan al menos con el 40% de presencia femenina en los consejos. Mientras que actualmene, solo una empresa del IBEX35, Técnicas Reunidas no tiene ninguna mujer en su consejo de administración.

Normas