Serán 0,35 euros por título

Arranca el ‘scrip dividend’ de Telefónica

El presidente de Telefónica, César Alierta.
El presidente de Telefónica, César Alierta. EFE

La comisión delegada del consejo de administración de Telefónica, en una reunión celebrada este viernes, ha acordado que, en la sesión de esta comisión prevista para el día 14 de noviembre de 2014, se adopten los acuerdos societarios oportunos para llevar a cabo la ejecución del aumento de capital liberado, relativo a la retribución del accionista mediante scrip dividend, aprobado por la junta general de accionistas del pasado 30 de mayo de 2014.

En un hecho relevante remitido a la CNMV, la operadora ha explicado que las cinco sesiones bursátiles anteriores al 14 de noviembre determinarán el precio de cotización que se aplicará a la fórmula de fijación del precio de compra de los derechos de asignación gratuita y a la del número provisional de acciones a emitir.

“Asimismo, está previsto que los derechos de asignación gratuita derivados de dicha ampliación de capital se asignen a los accionistas de Telefónica que aparezcan legitimados como tales en los registros contables de la Sociedad de Gestión de los Sistemas de Registro, Compensación y Liquidación de Valores (Iberclear) a las 23:59 horas de Madrid, del día de publicación del anuncio del aumento de capital en el Boletín Oficial del Registro Mercantil, que se estima tenga lugar el 18 de noviembre de 2014”, ha señalado la operadora.

Con este movimiento, Telefónica inicia los movimientos para el pago de su dividendo. La empresa decidió mantener para el ejercicio de 2014 la retribución de 0,75 euros por acción ya abonada en el año anterior. La compañía explicó que pagaría 0,35 euros por acción en el cuarto trimestre de 2014, bajo la modalidad de scrip dividend, y otros 0,40 euros por acción en efectivo en el segundo trimestre del 2015.

La empresa precisó que en el dividendo de noviembre, los accionistas podrían elegir entre percibir la retribución en acciones o efectivo. "Será voluntario", dijo César Alierta, presidente de Telefónica en febrero pasado, quien añadió que los inversores toman su decisión en función de las cuestiones fiscales.