Nozar compró la empresa de Ciudad Real en 2004

La familia Nozaleda negocia convenio para sacar a Quesos El Valle de concurso

Luis Nozaleda, presidente de Nozar.
Luis Nozaleda, presidente de Nozar.

El juzgado mercantil número dos de Madrid ha declarado recientemente la finalización de la fase común del proceso concursal de Qualia Lácteos abriéndose la fase de convenio. El próximo día 28 de julio se celebrará junta de acreedores en la que podrán adherirse a una propuesta de convenio que deberá presentar la compañía.

Qualia Lácteos, controlada por la familia Nozaleda, presentó solicitud de concurso voluntario de acreedores en marzo de 2013. La matriz de la empresa, Nozar, está en concurso de acreedores desde el año 2008, una de las mayores quiebras inmobiliarias sucedidas en España.

La compañía es dueña de la marca Quesos El Valle, creada a principios de los años ochenta en El Valle de Almodóvar, Ciudad Real, por Eulalio Chirveches; cuenta con una fábrica en la zona que ocupa 12.000 metros cuadrados. En el año 2004 la familia Nozaleda se hizo con la empresa, que vende quesos de oveja, cabra y mezcla y es un referente de la industria alimentaria de la provincia.

Bajo el control de los Nozaleda la compañía de quesos trató de ampliar su negocio al sector cárnico. En diciembre de 2006 acordó la escisión parcial de la sociedad a favor de una empresa de nueva creación, Granja Iberica Alcudia, dedicada a la cría y engorde de porcino, reduciendo el capital de Qualia Lácteos.

En el año 2012, último ejercicio disponible en el Registro Mercantil de Qualia Lácteos, la compañía controlada por los Nozaleda perdió 2,7 millones de euros y sus ingresos se redujeron un 16% hasta los 16,6 millones de euros. La empresa de quesos achacó las pérdidas y la caída del negocio a la situación económica “que influye sobremanera en los hábitos de consumo que tiende a productos de primer precio que no podemos satisfacer”. Además, en las cuentas de 2012, la empresa alude al fuerte impacto de la subida de los precios de la leche de cabra, más de un 15%, y de la de oveja, un 6% y a la imposibilidad, indica, de repercutir estas subidas en el precio de los quesos que vende.

A 31 de diciembre de 2012 la compañía mantenía una deuda a largo plazo con entidades de crédito de 13,6 millones de euros. Qualia Lácteos acordó en el año 2009 con la banca acreedora sustituir las operaciones de préstamo por un préstamo sindicado de 11,8 millones y un crédito sindicado de hasta cuatro millones. Además las entidades aportaron otro crédito sindicado de tres millones de euros;la empresa otorgó garantía hipotecaria inmobiliaria de segundo rango sobre las instalaciones que emplea y garantía hipotecaria mobiliaria sobre las marcas, nombres comerciales y diseños industriales.

Este diario trató ayer de ampliar esta información poniéndose en contacto con la empresa, que declinó hacer comentarios.

Pagos a proveedores pendientes

Qualia Lácteos no incluye en sus cuentas información obligatoria sobre el importe que debe la compañía a proveedores comerciales. El auditor de la empresa, AH Auditores, señala que ya en el ejercicio 2011 apuntó una salvedad por este mismo concepto; la compañía asegura en sus cuentas de 2012 que “por problemas técnicos no ha sido posible obtener el importe de los plagos aplazados a proveedores por encima del plazo máximo ni ha sido posible determinar el importe total de los pagos realizados a acreedores comerciales en el ejercicio”.

El auditor destaca que Qualia Lácteos activó créditos fiscales correspondientes a bases imponibles negativas de los años 2005 y 2006 por importe de 1,7 millones y que la empresa debería haber deteriorado dicha cantidad.