Instrumentos para invertir en un mercado volátil

Los mejores fondos para construir una cartera con un perfil de riesgo moderado

Corredores trabajan en la sede de la bolsa de Nueva York.
Corredores trabajan en la sede de la bolsa de Nueva York. EFE

Seguimos en un escenario de recuperación liderado por una política monetaria extraordinariamente expansiva, con monetización directa en Estados Unidos, UK y Japón y monetización indirecta en la Zona Euro. La política fiscal europea no ha seguido la propuesta inicial destinada a una mayor consolidación fiscal, siendo en la mayoría de países claramente expansiva con aumentos en la relación deuda/PIB. Reformas estructurales en proceso de ejecución aunque lejos de los objetivos deseables. Tasa de paro todavía elevada, precios mancando un probable periodo deflacionista. Expectativas de crecimiento en los países desarrollados en fase de recuperación pero con síntomas de debilidad. Con todo ello la recomendación sigue siendo mantener carteras con sesgo moderado al riesgo. Si este es su caso tome en cuenta los siguientes fondos.

Candriam Long Short Credit 

Fondo cuya estrategia de inversión es básicamente implementar al mismo tiempo numerosas (40-50 habitualmente) estrategias de valor relativo y direccionales en el ámbito de la renta fija corporativa, tanto de alta calidad crediticia como de alto rendimiento. Las estrategias pueden ser tanto largas (apuesta al alza) como cortas (apuesta a la baja) situándose la exposición neta a crédito en términos agregados de la cartera entre un +50% y un -50%. Las estrategias de valor relativo son apuestas sobre el comportamiento de emisiones de una compañía contra otra o dentro de una misma compañía entre su bono y su derivado de crédito (CDS). Las estrategias direccionales básicamente consisten en ponerse largo o corto en diferentes emisiones con bonos o con CDS.

Su objetivo de rentabilidad es superar el índice Eonia y para ello el gestor toma muy pocos y controlados riesgos, lo que queda reflejado en métricas como su volatilidad histórica (por debajo del 1%) y por su pérdida máxima (0,60% desde su lanzamiento en octubre del año 2009). Su beta con el mercado de crédito europeo es también baja así como su sensibilidad a movimientos en los tipos de interés. Su rentabilidad histórica para su nivel de riesgo es excelente (ratio Sharpe del 2,76 desde lanzamiento) y estable.

Absolute Insight Equity Market Neutral Fund – B1p EUR 

Fondo de rentabilidad absoluta que sigue una estrategia alternativa clásica de renta variable neutral al mercado mediante la toma de posiciones en pares de acciones. El universo de acciones en el que se invierte sigue teniendo un marcado sesgo hacia Reino Unido que es donde el equipo gestor tiene mayor conocimiento y experiencia y donde históricamente invertía la casi totalidad del portafolio. En los dos últimos años ha ido progresivamente ampliando el universo de inversión al conjunto del mercado bursátil europeo. El equipo gestor es muy experimentado, está dotado de suficientes recursos y disfruta también de conocimiento y experiencia, avalada por buenos resultados, en la difícil tarea de tomar posiciones cortas y realizar coberturas. La gestora del fondo, Insight Investments, tiene como una de sus especialidades principales la gestión de productos de retorno absoluto.

Su comportamiento histórico ha sido excelente al conseguir mantener una impoluta neutralidad al mercado obteniendo retornos estables con una muy baja volatilidad. La obtención de dicha rentabilidad se ha obtenido además con ausencia de sesgos destacados (más allá de la exposición a bolsa del Reino Unido) y de forma diversificada. La gestión además ha mostrado un destacado dinamismo a lo largo del tiempo cambiando temáticas de inversión y estrategias en base a su visión del mercado bursátil aunque la aportación de rentabilidad proviene mayoritariamente de sus habilidades de “stock picking”.

Cartesio X 

Fondo mixto conservador sencillo que invierte principalmente en bonos (gubernamentales y corporativos) y acciones europeos. El uso de derivados se limita a futuros de forma puntual con objeto de cobertura. La exposición a renta variable nunca superará el 40% y raramente se acerca a dicho nivel. La gestión se fundamenta en buscar de forma dinámica el mejor binomio rentabilidad riesgo que ofrecen los activos disponibles y con un claro enfoque en la generación de rentas vía cupones y dividendos. Su equipo gestor es experimentado, solvente y predecible. También se encuentra suficientemente dotado para cubrir los activos en los que invierten y pensamos que su especialización y foco (sólo gestionan dos productos similares) supone una ventaja competitiva. Su track record al cumplir justo ahora diez años con una rentabilidad anualizada del 5,4% y una volatilidad del 3,2% ha sido conseguido de forma clara y transparente. La atribución de rentabilidades muestra la aportación de valor tanto en la parte de renta fija como de renta variable.

Ethna-AKTIV-E T 

Fondo mixto conservador clásico (límite máximo de renta variable es 49%) con sesgo europeo pero donde la asignación de activos y la búsqueda del objetivo de preservación de capital son absolutamente fundamentales. La asignación de activos explica la mayor parte de la rentabilidad del fondo siendo la selección de títulos un elemento secundario. La asignación de activos es dinámica al considerar el equipo gestor que no existe una asignación de activos óptima sino que evoluciona según los movimientos y desarrollos de los mercados de capitales. Su mayor mérito radica en haber evitado los dos últimos grandes mercados bajistas, al principio de la década pasada y el asociado a la Gran Recesión, al mismo tiempo que ha capturado buena parte de los dos últimos mercados alcistas. La fuerte corrección/mercado bajista de 2011 impactó al fondo aunque consiguió obtener un mejor comportamiento relativo que el del índice de referencia mixto.

A pesar de su excelente comportamiento durante los últimos doce años es difícil destacar capacidades extraordinarias en el equipo gestor o en el uso de recursos externos o modelos diferenciadores. No obstante, su filosofía, foco y alineación de intereses con los inversores son elementos positivos que podrían explicar al menos parcialmente su excelente desempeño. El equipo gestor es estable habiendo trabajado dos de ellos juntos (uno de ellos el fundador) durante una década y se ha producido alguna adición interesante con posterioridad. La gestión de riesgos está parcialmente subcontratada y es de calidad.

Con una rentabilidad anualizada desde lanzamiento a principios del 2002 de casi un 8% y una volatilidad histórica ligeramente por encima del 5% el fondo debería jugar bien su papel de fondo mixto de calidad que aporta alguna direccionalidad a una cartera sin por ello dejar de preservar durante caídas de los mercados