Diego Suárez, mentor del programa olímpico y socio director de Social Idea

Mi marca ya está en redes sociales, ¿y ahora qué?

Diego Suárez
Diego Suárez

“Sí claro. Nuestra marca ya está en redes sociales. Tenemos perfiles en Facebook, Twitter, Youtube, Google +, Linkedin, Foursquare, Pinterest e Instagram. Y por si fuera poco también tenemos un blog corporativo” Ahh!! Me parece muy bien. Tengo una pregunta ¿Qué es lo que pretendes conseguir con cada uno de estos perfiles? Ummm, bueno publicar las cosas que pasan en mi empresa y… conseguir muchos seguidores. Hace tiempo que no publicamos nada en muchos de los perfiles porque no nos da tiempo. Hay tantas redes sociales…”

 Esta conversación, aunque inventada, bien podría corresponderse con lo que le está sucediendo a muchas empresas. La irrupción de las redes sociales y las necesidades de los usuarios para comunicarse con las marcas a través de estos canales es una realidad que no puede evitarse y que, sin duda, irá a más. En las manos de las marcas está adaptarse a estas necesidades y actuar con sentido o dejar que pase por delante como si no fuera con ellos. Coger el tren o no cogerlo…

 Si tu empresa es de las que quiere coger el tren, lo primero que tendrá que decidir es quién será el gestor de comunidad online o Community Manager que hará el trabajo. Aquí básicamente podrás elegir entre estas dos opciones:

 1) Community Manager Interno. Un perfil con experiencia en el desarrollo de proyectos que te ofrecerá un buen servicio pero que deberás tener en cuenta que es una nómina más a sumar en tu plantilla. También tendrás la opción de contratar a un becario. Su coste será menor, pero debes ser consciente que tendrá muy poca experiencia, por lo que deberás dedicarle tiempo para que empiece a dar rendimiento a tu empresa.

Especialista en la creación de contenidos y en dinamización de comunidades online a través de planes estratégicos. Gestiono la reputación online de empresas, pymes y startups que quieren mejorar su presencia en Internet, y que aspiran a comunicarse con sus clientes de una manera más eficaz.

Es Socio Director de Social Idea, agencia de comunicación online especializada en el desarrollo de estrategia en Social Media, curación de contenidos en redes sociales, redacción de posts para blogs y formación In-company a medida en Social Media. Además es Cofundador de Poolmania, startup para aficionados al billar, que ya es referencia de este deporte en España. Poolmania dispone, entre otros servicios, de un localizador de clubes, agenda de eventos, foro y de una tienda online que vende todo tipo de material de billar. Fue seleccionada entre los 10 proyectos ganadores de la 1º Convocatoria de la aceleradora social Cink Emprende.

Es Licenciado en Periodismo en la Universidad San Pablo CEU de Madrid, Máster en Dirección de Comunicación y Gestión Publicitaria en ESIC (Madrid) y Posgrado en Social Media Management en Inesdi.

 2) Community Manager Externo. Puedes contratar los servicios de una agencia de comunicación o un freelance. Trabajan por proyecto y suelen cobrar un fee mensual. No estará dentro de tu equipo pero no tendrás que preocuparte por cómo trabajan. Gestionan muchos proyectos y encontrarán lo mejor para tu empresa.

 

Bien, ya tenemos Community Manager y ahora es cuestión de que se ponga a trabajar. Pero, ¿por dónde empezamos? La casa por los cimientos y no por el tejado. En vez de abrir canales en las redes sociales indiscriminadamente párate a pensar que es lo mejor para tu empresa; haz un plan de Social Media que incluya;

  

1. Análisis de la situación

Propia. ¿En qué punto está nuestra marca en redes sociales? Partimos de cero, tenemos presencia testimonial en Social Media o somos muy activos.

 Competencia. Saber lo que hacen nuestros principales competidores nos ayudará a conocer cómo actúan en Social Media, qué contenidos comparten, qué hacen bien y qué no tan bien, y además, nos dará unos indicadores interesantes para establecer nuestros objetivos en redes sociales.

 2. Objetivos

Cualitativos y cuantitativos. Los cualitativos son los que nos van a ayudar a mejorar nuestra imagen de marca, mientras que los cuantitativos te darán resultados sobre la evolución de tu comunidad a corto, medio y largo plazo.

 3. Público objetivo

¿Sabemos en qué redes sociales están nuestros potenciales clientes? ¿Qué contenidos son los que más le interesan? ¿Qué gustos tienes? Házte estas preguntas y tendrás mucho ganado.

 4. Plan de acción

El punto por el que empiezan muchas marcas olvidándose de los puntos anteriores. ¿En que medios sociales va a estar nuestra marca? Define bien en dónde quieres y qué buscas de cada canal social. Después define los contenidos que vas a compartir en cada una de las redes sociales y ponte a trabajar.

 5. Gestión de la imagen corporativa

Establecer unas normas de conducta para los usuarios, elaborar un manual de redes sociales para que lo manejen los empleados y realizar un plan de crisis son requisitos indispensables para todo buen plan.

 6. Calendario

Planifica tu estrategia de contenidos en redes sociales y en tu blog corporativo para los próximos doce meses, así como las acciones que vas a realizar. Te ayudará a trabajar de forma más organizada y a empezar a ver los resultados.

 7. Medición de resultados

Otro punto del que se olvidan las empresas. Lo que no se mide se pierde. Define primero lo que vas a medir (indicadores o KPI´s) más acordes a tu negocio y utiliza las herramientas (gratuitas o de pago) que más se adapten. Plasma todo esto en un informe de periodicidad quincenal o mensual.

8. Revisión del plan

Si nuestra presencia no están resultando todo lo satisfactoria que esperamos, lo podemos revisar de forma periódica para ver en qué estamos fallando

 

En conclusión, el Social Media no se limita a abrir perfiles en redes sociales y publicar contenidos. Contrata los servicios profesionales de personas competentes y empieza a comunicar con sentido. Tu comunidad de seguidores te lo agradecerá.

Normas