El fracaso escolar genera más paro y menos crecimiento

¿Por qué es rentable cursar estudios universitarios?

Por qué es rentable cursar estudios universitarios
Por qué es rentable cursar estudios universitarios

Estudiar enriquece. El economista jefe de economías desarrolladas de BBVA Research, Rafael Doménech, destacó ayer la importancia de inculcar a los estudiantes españoles y especialmente a la generación nini que formarse es beneficioso para su economía. "En EE UU, todos los alumnos conocen el retorno de la inversión si estudian en Harvard o Yale, mientras que en España no", dijo. El primer informe del Observatorio sobre Capital Humano, realizado por Ángel de la Fuente, científico titular del Instituto de Análisis Económico del CSIC y el Banco de España con el apoyo del BBVA, concluye que quienes terminan bachillerato o un grado universitario obtienen un retorno de la inversión del 7%.

Si se invirtiera el mismo montante en activos financieros durante 50 años -el 50% en deuda y la otra mitad en acciones-, el rendimiento obtenido sería del 3,2%. El beneficio económico de los estudios, sin embargo, disminuye con el fracaso escolar, entre 2 y 4,5 puntos porcentuales este rendimiento.

Para el investigador del CSIC, "la crisis económica resulta más aguda en España que en el resto de los países europeos por tener una de las tasas más altas de fracaso escolar de la OCDE" y, en este sentido, alertó que tener un 24% de jóvenes que ni trabajan ni se forman "incidirá en nuestro futuro crecimiento económico y en nuestra tasa de desempleo".

Ángel de la Fuente dudó también ayer sobre los datos presentados el martes por la OCDE acerca de que España realiza un gasto público en educación un 21% mayor que la OCDE y la UE . "No estoy muy seguro de que sea cierto, desde luego en la universidad no lo es, pero, en cualquier caso, existen países que gastan mucho y no obtienen buenos resultados y lo contrario. Por lo tanto, se trata más de la estructura del sistema, de si hay exámenes externos que evalúen, de la calidad del profesorado, de la competencia entre centros, porque desde luego los españoles no somos más tontos que el resto", aseguró.

El estudio demuestra que el gasto que hacen las comunidades autónomas en la educación retorna con creces vía impuestos debido a que cuanta más formación reciba el profesional, mejor será su puesto de trabajo futuro y más recaudación de tasas impositivas genera.

"De hecho, la universidad sería un excelente negocio si no hubiera fracaso escolar", advirtió el investigador del CSIC. El retorno del gasto público en la universidad alcanza un 91% y supera el 250% si no se contemplara el fracaso escolar o el abandono.