Reforma educativa

¿Ciencias o letras? Controversia en la edad para elegir itinerario

Educación recibe 1.000 propuestas al anteproyecto de reforma educativa

Una vez presentada a toda la comunidad educativa el anteproyecto de ley orgánica para la mejora de la enseñanza y tras haber recibido cerca de 1.000 propuestas de padres, alumnos, directores, secretarios, jefes de estudios, jefes de departamento y profesionales de la educación interesadas en la calidad del sistema escolar y universitario, el ministro de Educación y Cultura, José Ignacio Wert, deberá presentar al Consejo de Ministros para su aprobación el texto definitivo. Será después de cerrar el periodo público de consultas.

Durante este proceso, uno de los temas que ha generado mayor polémica ha sido la edad en la que los alumnos deben elegir el itinerario en función de los estudios que vayan a realizar. Actualmente los alumnos seleccionan entre estudiar FP o Bachillerato a los 15-16 años y en el caso de optar por este último, además, tienen que optar por la rama que más se adecue al perfil académico. El anteproyecto presentado por el ministro, que modificará la Ley Orgánica de Educación de 2006, propone adelantar de cuarto a tercero de la ESO esta elección, cuando la mayoría de alumnos tienen entre 14-15 años. El Gobierno de Rajoy también ha propuesto convertir cuarto de la ESO en un curso de iniciación desde el que se opte al Bachillerato y a la FP.

Ejemplo de Alemania y Finlandia

Algunas consultas abogan por que el alumno obtenga el título de ESO con dos materias suspensas

Algunos de los profesores que están ofreciendo su opinión piensan que sería conveniente, incluso, adelantarlo mucho más, a los 12 años, como ocurre en Alemania. Desde su punto de vista, "los 15 años es ya una edad tardía para elegir las asignaturas convenientes para su futura carrera profesional".

Otros advierten que la selección temprana de estudiantes puede ejercer un efecto negativo en los alumnos y señalan el caso de Finlandia, donde no se elige hasta los 16 años, como un ejemplo de sistema exitoso. En cualquier caso, la mayoría considera que lo mejor es que el estudiante tenga abierta la posibilidad de cambio de itinerario porque en la adolescencia los alumnos carecen de la suficiente madurez vocacional.

Respecto al fracaso escolar, que se encuentra en estos momentos en el 79,6%, las propuestas recibidas en el Ministerio de Educación apuntan a la posibilidad de obtener el título de la ESO, incluso aunque el alumno no haya aprobado dos materias no instrumentales siempre que supere una prueba externa. Para quienes tengan asignaturas suspensas en Primaria, los expertos consideran que sería mejor establecer un refuerzo.

El anteproyecto de la reforma educativa propone que los estudiantes tengan que realizar un examen de capacitación al final de cada etapa educativa para comprobar que se han adquirido los conocimientos. Muchas de los planteamientos abogan por que estas pruebas sean externas y de ámbito nacional. También gran parte de las aportaciones ponen de manifiesto la importancia de elevar las exigencias educativas e implantar la cultura del esfuerzo, por lo que proponen establecer premios económicos y de otro tipo a los alumnos con mayor rendimiento.

Sí a las repeticiones de curso

Entre los que han escrito al Ministerio, hay expertos que han señalado el lado positivo de poder repetir curso. "Si un niño necesita repetir un curso, que pueda hacerlo", dicen.

En Formación Profesional se sugieren varias medidas para facilitar el acceso entre la FP de grado medio y la de grado superior, y entre esta y la universidad. Para fomentar la empleabilidad, los sistemas deben orientar a los estudiantes sobre la situación del mercado laboral y los nuevos yacimientos de empleo y salidas profesionales de los grados. También se han recibido numerosas peticiones en la que se reclama la igualdad real de las enseñanzas artísticas y los estudios de grado y postrado.

Todo esto, precedido de una crítica de los profesores en la que se alega el escaso tiempo que dan los Gobiernos para poner en marcha cambios tan profundos como los que se pretenden siempre con una reforma educativa.

Economía y más gimnasia

Entre las consultas recibidas, hay algunas que piden la supresión de la asignatura de Educación para la Ciudadanía, pero las más abundantes son aquellas que se refieren a aumentar algunos contenidos.

En este sentido, se pide mayor dedicación a la educación física y que se incorporen contenidos de economía, algo que se empezará a evaluar en el informe PISA 2012. Consideran que los mejores resultados académicos en países, lo obtienen los estados que más horas dedican a gimnasia.

Además, hay un apoyo masivo al aumento de tiempo para las ciencias aplicadas, como biología, química, matemáticas, geología. También tecnología, aunque advierten de la insuficiencia de la inversión en TIC sin controlar. Consideran imprescindible que la informática se curse desde Primaria, pero sin confundir la informática con la ofimática.

Proponen la mejora del aprendizaje de las lenguas extranjeras, sobre todo, del inglés, el francés y el alemán. Respecto a esto, consideran necesario reducir los contenidos gramaticales en las clases de idiomas para potenciar las habilidades propias de la compresión oral.

Argumentos para cambiar la LOE

-Elevar el nivel educativo español: los alumnos españoles cursan más horas de clase en total, pero dedican menos a lectura y matemáticas que sus compañeros de la OCDE. Esto implica un mayor coste económico y un exceso de asignaturas, de ahí que sea necesario identificar las materias prioritarias, como matemáticas, ciencias y comprensión lectora, con objeto de elevar el nivel en la enseñanza y competitividad española.

-Reducir la tasa de fracaso escolar: el porcentaje de población entre 25 y 64 años que ha alcanzado el nivel de la primera etapa de educación secundaria es mucho menor en España que en otros países europeos. En España se sitúa en el 79,6%, frente al 96,7% de Alemania, el 91,7% de Finlandia, el 88,1% de Francia, el 87,4% de Italia y el 100% de Reino Unido. La UE ha establecido que el abandono escolar temprano no supere en 2020 el 10%.

-Fomentar la Formación Profesional: se precisa reconocer las diferentes aptitudes de los estudiantes y permitirles optimizar sus perfiles.

-Bajar el paro juvenil: entre 15 y 24 años la tasa de paro juvenil se encuentra en 48,9% puntos, una de las más altas de Europa, mientras que en Alemania, donde la formación profesional tiene un componente importante en el centro de trabajo, es del 8,3%.

-Crear el Estatuto del Docente: el anteproyecto considera vital la dignificación de la profesión de los docentes para mejorar la educación. Para ello, propone establecer un nuevo acceso a la función pública docente, regular su carrera, normalizar la provisión de puestos docentes y ofrecer al profesor el régimen de autoridad. Entre las propuestas recibidas en la consulta pública abierta por el Ministerio de Educación existen muchas que se refieren a apoyar al profesor y al alumno víctima de un acoso escolar, y promover la disciplina.

-Incrementar la autonomía de los centros: separar las funciones entre la dirección y el consejo escolar para mejorar la calidad de los colegios y la igualdad entre profesores.

Mejorar el inglés

España es el cuarto país de la UE en el que menos adultos hablan idiomas, por detrás de Rumanía, Hungría y Portugal. El conocimiento del inglés proporciona una prima salarial de entre un 6% y un 9% a los trabajadores españoles, según la Universidad de Kent.