El Dow Jones pierde el soporte de los 11.000

Europa sentencia a Wall Street

Las turbulencias de la zona euro llevan a la Bolsa de Nueva York a ahondar en los recortes de la apertura este viernes y dan al traste con la semana, condenándola a los números rojos. Desde el martes -el lunes fue festivo-, los tres selectivos de referencia acumulan pérdidas: el Dow Jones, del 2,20%; el S&P, un 1,68%; y el Nasdaq, un 0,49%.

Nuevo varapalo en el parqué. El Dow Jones pierde un 2,69% y deja escapar el soporte de los 11.000 puntos, hasta los 10.992; el S&P500 cede un 2,67% (1.154 enteros); y el Nasdaq apunta un recorte del 2,42% (2.467 puntos).

Aumenta el ángulo de la pendiente bajista por la que resbalaba la Bolsa de Nueva York desde ayer. Si tanto el presidente de la Reserva Federal como el plan Barack Obama contra el paro habían puesto los cimientos de un nuevo día de pérdidas, la dimisión del consejero alemán del BCE, Juergen Stark, y el runrún de un default griego han dado la puntilla, radicalizando el recorte.

La primera decepción vino el jueves y lo hizo de la mano del laxo discurso del presidente de Ben Bernanke ante el Club Económico de Minnesota, que continua sin explicar los mecanismos de ayuda que podría llevar a cabo la Fed dejando en solo palabras el compromiso de poner toda la carne en el asador para devolver el brío a la economía.

DOW JONES 26.827,64 0,21%

Asimismo, Barack Obama comparecía ante las Cámaras del Parlamento para explicar su plan de reactivación del empleo. El paquete comporta una partida de 447.000 millones de dólares (320.000 millones de euros). Si bien, son varios los peros que le pone el mercado.

Algunos analistas dudan de su conveniencia (no parece coherente una inversión de este calado en una época de austeridad) y otros aluden al difícil proceso para su aprobación que se presume deberá atravesar (los republicanos ya han manifestado que no habrá puente de plata).

Al desánimo que ambos factores ya habían desatado, ha contribuido aún más la sorprendente dimisión del consejero alemán del Banco Central Europeo, Juergen Stark. La salida del economista jefe por sus diferencias de parecer respecto a la compra de bonos ha puesto en el disparadero a las principales plazas europeas, donde el batacazo ha resultado inevitable.

Asimismo, los mercados recuperaban un viejo temor: la suspensión de pagos de Grecia. El Gobierno de Angela Merkel está preparando un plan de actuación para los bancos germanos en caso de que se produzca el default griego y ello ha avivado los rumores. La sola especulación ya ha convulsionado las Bolsas, pese al desmentido del ministro de Finanzas heleno.

Empresas

En el plano corporativo, Bank of America baja un 3% después de anunciar que estudia eliminar 40.000 puestos de trabajo en una primera etapa de una reestructuración.

Efermérides

La Bolsa de Nueva York conmemoró el décimo aniversario de los atentados terroristas del 11 de septiembre con un minuto de silencio antes de la apertura de la sesión en el que participaron, entre otros, la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton.