Informe trimestral

El Banco de Inglaterra predice una inflación por debajo del 2% en dos años

El Banco de Inglaterra predijo hoy que la inflación en el Reino Unido se mantendrá por debajo del 2% en dos años, con un pico del 3% a principios del 2010, al tiempo que advirtió de la fragilidad de la recuperación económica.

En su informe trimestral, el banco central precisó que, a juzgar por las previsiones sobre tipos de interés y teniendo en cuenta los 200.000 millones de libras (221.600 millones de euros) inyectados a la economía, la inflación tenderá a mantenerse por debajo del objetivo oficial del 2%.

No obstante, se estima que a principios del año próximo habrá un repunte "muy por encima del objetivo" hasta el 3%, causado por la subida prevista del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) que se recortó este año como medida de estímulo para hacer frente a la crisis.

El gobernador del banco emisor, Mervyn King, subrayó hoy que la economía británica "apenas ha iniciado" su proceso de recuperación y auguró que "el crédito bancario se mantendrá débil durante los tres próximos años".

También advirtió de que no será posible reparar el daño ocasionado por la recesión "en unos pocos trimestres", después de un ejercicio "extremadamente doloroso" para la mayoría de las economías del mundo.

Las pesimistas previsiones de King sugieren que, pese a la admisión de que la evolución de la inflación sigue siendo "incierta", se mantendrán bajos los tipos de interés, posiblemente, durante una temporada, en el mínimo histórico actual del 0,5%.

El gobernador, que en el pasado ha criticado la estrategia del Gobierno para atajar la recesión, incidió hoy en que el gran déficit del Estado es un lastre a largo plazo para las finanzas públicas, y advirtió de que ese déficit persistirá si no hay "una consolidación fiscal significativa".

"Reducir el déficit es parte del reequilibrio necesario de la economía del Reino Unido", subrayó, para añadir que "la necesidad de un plan creíble para garantizar una reducción sustancial del déficit fiscal es ahora clara para todo el mundo".

A tenor de la inesperada caída en un 0,4% de la producción industrial británica entre julio y septiembre, King alertó de que no se volvería a los niveles de antes de la crisis "durante un periodo considerable". "Hemos visto una gran caída de la producción en todo el mundo industrializado, y llevará mucho tiempo recuperarse de eso", dijo.

King adelantó que el Banco de Inglaterra se mantendrá abierto a inyectar más dinero a la economía a través de su programa de Alivio Cuantitativo, con el que destina dinero a la compra de bonos públicos y privados.