_
_
_
_
_
Inmobiliario

El precio de los alquileres de oficinas cayó un 15% en Madrid

El mercado de alquiler de edificios de oficinas mostró el año pasado en Madrid una demanda algo más activa en contratación de superficie, que ascendió a 630.800 metros cuadrados, un 24% más que en 2002. Los precios, sin embargo, descendieron cerca de un 15%, una caída menos significativa que la producida en 2002, año en el que el descenso de las rentas fue del 22%. La consultora inmobiliaria internacional Jones Lang Lasalle, a la que corresponden estos datos, confía en que los precios de los alquileres se estabilicen durante las segunda mitad de 2004.

La consultora prevé que el volumen de oferta nueva irá descendiendo, por lo que a partir del próximo mes de junio la salida al mercado de edificios de oficinas nuevos será escasa. 'Es más, hasta verano veremos cómo todas las promociones de oficinas en Madrid se terminarán de construir hasta el punto de que en septiembre encontraremos poca oferta futura para lo que reste de año', indica el informe sobre el mercado de oficinas presentado ayer en Madrid por Jones Lang Lasalle.

La demanda, por su parte, es previsible que se mantenga durante el primer semestre de 2004 y dependiendo de varios factores (marcha de la economía, nuevo Gobierno, etc.), puede acelerarse en el último tramo del año, animada, estiman en Jones Lang Lasalle, también por la posibilidad de una futura subida de las rentas.

En Barcelona, la corrección del precio de los alquileres de oficinas fue en 2003 del 9,5%, según la consultora Cushman & Wakefield Healey & Baker. Para esta consultora no son previsibles correcciones adicionales de precios a la baja, para poder iniciar un lento despegue en 2005. La absorción de espacio fue en el mercado barcelonés de 270.000 metros cuadrados, muy cerca de la media de los últimos cinco años, que fue de 281.000 metros cuadrados, Las previsiones de esta consultora internacional para 2004, en lo referido a Barcelona, son de una demanda de ocupación sensiblemente superior a la de 2003.

La tasa de disponibilidad se sitúa en Barcelona en un nivel del 6,29%, que representa aproximadamente 268.000 metros cuadrados disponibles para un stock total que Cushman & Wakefield Healey & Baker estima en alrededor de 4,26 millones de metros cuadrados.

En cuanto a las rentabilidades, se han mantenido durante el cuarto trimestre de 2003, tanto en Madrid como en Barcelona, a pesar de que han bajado respecto a 2002. En concreto, y según Jones Lang Lasalle, las rentabilidades mínimas para los mejores edificios del distrito de negocios de Madrid fluctúan entre el 5,75% y el 6%, mientras que en los ubicados en las zonas secundarias se sitúa entre el 6,25% y el 6,5%.

En Barcelona, Jones Lang Lasalle sitúa en el 5,75% la rentabilidad para los mejores inmuebles de oficinas ubicados en el paseo de Gracia y la avenida Diagonal. En la periferia barcelonesa continúan entre el 7,25% y el 7,50%.

La inversión, en máximos

La inversión en oficinas volvió a superar en 2003 los niveles alcanzados el año anterior (un 40% más), y eso que ya en 2002 la inversión fue muy superior a la del año precedente. El continuo crecimiento de la inversión se ha dado incluso con una constatada falta de oferta y rentas poco atractivas, tanto en Madrid como en Barcelona.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_