Reconstrucción

Bush pide a Alemania, Francia y Rusia que perdonen su deuda a Irak

Tras excluir a Alemania, Francia y Rusia de los contratos para la reconstrucción de Irak, la Casa Blanca ha filtrado a la prensa una nueve medida de presión: Bush quiere que estos países perdonen la deuda de Irak.

Según publica hoy el diario The New York Times, el presidente ha telefoneado a Jacques Chirac, Gerhard Schröder y Vladimir Putin para pedirles que cancelen la deuda que Irak había contraído con ellos antes de la intervención para derrocar a Sadam Husein.

Además, EE UU insiste en su decisión de excluir a los tres países de la reconstrucción. Según un portavoz de la Casa Blanca, "es normal y razonable que los principales contratos financiados con dinero de los contribuyentes estadounidenses vayan al pueblo iraquí y a los países que comparten con Estados Unidos la difícil tarea de construir un Irak libre, democrático y próspero".

Este mismo portavoz ha señalado que "si los países excluidos deciden se unen a las fuerzas de la coalición en Irak, las circunstancias pueden cambiar".

Francia, Alemania y Rusia han expresado su malestar por esta decsión que les excluye de la lista de los 63 posibles destinatarios de los contratos. Se trata de 26 grandes operaciones, basadas en la aportación de 18.600 millones de dólares por parte de EE UU. Están destinados a reconstruir oleoductos, vías de comunicación o equipamiento del nuevo ejército iraquí.

Sí podrán acudir a la subasta aliados de Bush como España. La Comisión Europea ha anunciado que examinará si la adjudicación de estos contratos respeta los compromisos de Estados Unidos ante la Organización Mundial de Comercio.