_
_
_
_
Medio Ambiente

Ecoembes aumentará un 60% las tarifas de reciclaje de envases

Ecoembalajes España (Ecoembes) subirá un 60% las tarifas que cobra a las empresas por retirar y reciclar los envases que utiliza. La subida, efectiva en 2004, está justificada para su presidente, Ignacio Martínez, ya que los precios no habían sido revisados desde que la sociedad gestora del sistema de recuperación selectiva Punto Verde comenzó a funcionar en 1998.

El incremento afectará a las algo más de 11.600 empresas adheridas al sistema de reciclaje de Ecoembes y será más notable en los envases de plásticos y PET y el cartón para bebidas (tetra brick). Para Ignacio Martínez, presidente de la sociedad, las empresas han aceptado bien la subida (para 2004 y 2005), porque la esperaban después de los resultados de los últimos años.

Al tratarse de una sociedad sin ánimo de lucro, los beneficios obtenidos desde el inicio de su actividad en 1998 sirvieron para ir cubriendo el déficit que se ha ido produciendo conforme más población se ha ido incorporando al sistema de reciclaje. 'En 2002 hubo un déficit de 23,2 millones de euros y para 2003 están previstos 60 millones', explicó Martínez en la presentación de las cuentas de la sociedad gestora de Punto Verde. 'El saldo que quede a finales de 2003, unos 15 millones de euros, ya no podrá cubrir el déficit de 2004, por lo que la revisión era necesaria', completó.

Ecoembes rebasó los objetivos de valorización (recogida selectiva y recuperación energética de los residuos) y reciclaje marcados por el Gobierno para 2002. El porcentaje de valorización fue del 53,5% (el objetivo era del 50%), mientras que el reciclaje de materiales de envasado fue del 38,5% (frente al objetivo inicial del 25%).

'La nueva directiva de la UE provocará una Europa a dos velocidades'

'La subida de precios era esperada por las empresas, pero no deseada'

El Punto Verde gestiona los envases de tipo doméstico. Controla 1,7 millones de toneladas de envases, prácticamente el 100% de los que están en el mercado. Alrededor del 90% de la población española (unos 39 millones de personas) utilizan este sistema de reciclaje. En 2002 se recuperaron 944.000 toneladas de material y en 2003 se espera que se supere el millón de toneladas.

En España conviven dos modelos para reciclar los envases. Uno de ellos es la tradicional devolución de los envases a cambio de un precio menor en el producto (más extendido en el caso del vidrio).

El otro, el Sistema Integrado de Gestión de Residuos (SIG), es el que gestiona Ecoembes (salvo para el vidrio, que recicla Ecovidrio). Estas sociedades tienen convenios con los municipios y comunidades autónomas para la recogida y recuperación de los envases. Actualmente, Ecoembes tiene convenios con todas las comunidades autónomas menos Andalucía, las dos Castillas y Murcia, donde existen acuerdos con las corporaciones municipales. A su vez, las empresas que fabrican o utilizan los envases (de papel y cartón, metales, plásticos, etc.) pagan una tasa para que el Punto Verde les retire los residuos.

Hay un cierto porcentaje de fraude. Entre un 25% y un 30% de empresas no cumplen la normativa de reciclaje, y son denunciadas ante las comunidades autónomas. En España hay 15 casos de sanciones, y 50 denuncias están en proceso.

'Los objetivos de la UE son muy ambiciosos'

Para Melchor Ordóñez, director general de Ecoembes, la nueva directiva de residuos de envases y embalajes aprobada en noviembre de 2002 por el Parlamento Europeo es 'demasiado ambiciosa'.La norma, que establece un mínimo común de reciclaje para todos los materiales del 55% a partir de 2009, dará lugar, según Ordóñez, 'a una Europa a dos velocidades, porque hay países que están comenzando ahora a reciclar' (en referencia a Irlanda, Portugal y Grecia, aunque estos Estados consiguieron una moratoria y no aplicarán la norma hasta julio de 2010).Para Ecoembes no era necesario diferenciar los objetivos por materiales porque esto dificulta aún más que se consigan los objetivos. El mínimo para el vidrio, papel y cartón será del 60%, mientras que para los metales será del 50%, el 22,5% para plásticos y el 15% para madera.La decisión de la Eurocámara, tomada en segunda lectura, ha resultado muy polémica para los sectores productores de envases y alimentación, que se opusieron frontalmente a la primera propuesta de modificación de la norma de 1994 por parte de la Comisión Europea.Entonces, el Parlamento Europeo unificó todos los objetivos variables de reciclaje para cada uno de los materiales (papel, cartón, plástico, vidrio y metal) y estableció un mínimo del 65% a conseguir entre todos ellos a partir del 31 de diciembre de 2006, dos años antes de la fecha que proponía la Comisión.El texto definitivo corrobora los objetivos que estableció el Consejo en su acuerdo de octubre: un mínimo común de reciclaje para todos los materiales del 55%, a cumplir a partir de 2009, mientras que la valorización energética se eleva al 60%.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_