_
_
_
_
Análisis
Opinión
Texto en el que el autor aboga por ideas y saca conclusiones basadas en su interpretación de hechos y datos

Turismo náutico: un auge pospandemia que coge fuerza en España

Destinos que antes eran exclusivos de adinerados atraen ahora a una amplia gama de turistas ansiosos de experimentar

Crucero surcando el río Sil, en la Ribeira Sacra.
Crucero surcando el río Sil, en la Ribeira Sacra.Luis Vilanova (alamy)

El turismo náutico, durante mucho tiempo considerado un nicho exclusivo para la élite, ha experimentado un renacimiento pospandemia en España, convirtiéndose en un segmento cada vez más importante dentro del sector. A medida que España y Europa se recuperan de los desafíos económicos y sociales de la pandemia, el turismo náutico emerge no solo como un refugio para los entusiastas del mar, sino también como una oportunidad económica para las comunidades costeras y las regiones interiores.

Históricamente, la cultura y el consumo de productos y servicios náuticos en España ha estado estrechamente asociada a las élites. Los yates, las regatas y los clubes náuticos eran símbolos de estatus y exclusividad. Sin embargo, en la última década, hemos sido testigos de una paulatina generalización del perfil que demanda ocio en el mar. La búsqueda de experiencias por parte de los consumidores ha llevado a una mayor demanda de actividades náuticas, desde el alquiler de embarcaciones hasta el buceo, el surf y la pesca recreativa. Destinos que antes eran refugios exclusivos para los adinerados ahora atraen a una amplia gama de turistas, ansiosos por experimentar, aunque sea por un día, actividades de ocio en el mar.

Aunque no se disponen de datos consolidados de instituciones turísticas sobre esta tipología de viajeros, sí tenemos algunos indicadores que nos demuestran el crecimiento de este segmento en este 2023. “La temporada a nivel usuario se plantea en positivo. Los turistas náuticos tanto nacionales como internaciones han incorporado la navegación como forma de ocio vacacional. Las reservas de amarres en los puertos, clubes y marinas deportivas de nuestro litoral se encuentran con el cartel de completo, en las áreas del Mediterráneo, y también con buen comportamiento en otras zonas”, comenta en Jordi Carrasco, director general de ANEN (Asociación Nacional de Empresas Náuticas), en la web de esta.

Aunque no sea puramente un indicador turístico, uno de los datos más utilizados en la industria náutica es el de las matriculaciones. Utilizando estos datos, durante la temporada náutica estival, las embarcaciones de menor eslora y las motos de agua han emergido como las principales protagonistas en cuanto a demanda.

Hasta julio de este año, el mercado náutico ha contabilizado 4.674 matriculaciones de embarcaciones de recreo, siendo las motos de agua y las embarcaciones de hasta seis metros de eslora las más solicitadas, y suponen más del 70% de las matriculaciones. Si el análisis se hace para conocer el tipo de uso de la embarcación, el 62,2% (2.908 embarcaciones) son de uso privativo, mientras que el 37,8% (1.766 embarcaciones) se destinan al alquiler, segmento que ha experimentado un crecimiento continuado desde 2021. En un análisis geográfico, las Islas Baleares generan el 17,9% del total de las matriculaciones; la segunda provincia que suma mayor porcentaje de matriculaciones es Barcelona, con un 10,9%, y continúa con Madrid, con un 7,1%, aunque todas ellas han descendido en volumen respecto al mismo periodo de 2022.

El auge del turismo náutico en España no es una simple percepción, sino una realidad respaldada por cifras y testimonios de las principales empresas del sector. Un claro ejemplo de este crecimiento lo encontramos en Click&Boat. Según Edouard Gorioux, cofundador de la empresa, experimentaron un crecimiento del 54% en su volumen de negocio en el primer trimestre de 2023 respecto al mismo periodo del año previo, con reservas que superaron los 100 millones de euros.

En el ámbito de las preferencias de alquiler, GlobeSailor, una de las principales empresas especializadas en el alquiler de embarcaciones, señala que el catamarán ha sido la estrella de la temporada. Las cifras lo confirman: los catamaranes representaron el 46% de las reservas, experimentando un crecimiento del 20% en comparación con la temporada 2019. Aunque los veleros han visto una ligera disminución en comparación con 2019, mantienen una posición sólida, representando cerca del 40% del total de alquileres durante los primeros nueve meses de 2022.

Otro dato revelador es el auge de los alquileres con tripulación. En 2022, las reservas de embarcaciones con patrón experimentaron un notable incremento, representando casi el 30% de los alquileres gestionados por GlobeSailor. Esto supone un aumento del 21% en comparación con 2019. La empresa atribuye esta tendencia a la llegada de nuevos clientes sin titulación náutica, pero con el deseo de vivir una experiencia única navegando por las costas españolas.

Para que el turismo náutico prospere, además de una demanda creciente, es esencial contar con un marco regulatorio y político estable y favorable. La European Boating Industry (EBI) ha propuesto recomendaciones para desarrollar este marco a nivel de la UE. Las directivas de planificación marítima de la Unión deben considerar las necesidades del turismo náutico.

Un desafío particular es el reconocimiento mutuo de las cualificaciones. Los patrones de embarcaciones comerciales pequeñas son esenciales para el turismo náutico, pero enfrentan restricciones debido a las diferencias en las cualificaciones entre países. La EBI aboga por un marco claro y sencillo para el reconocimiento mutuo de estas cualificaciones a nivel de la UE. Además, la armonización de las licencias de navegación privada en toda Europa facilitaría el turismo y la movilidad.

Sin duda, el turismo náutico en España y Europa está en una trayectoria ascendente, así lo reflejan los datos y especialmente los avances que las instituciones náuticas y turísticas están haciendo para trabajar conjuntamente para la regulación, dinamización y medición de las cifras. Afortunadamente, los datos e indicadores sobre esta tipología de turismo serán cada vez mejores, especialmente gracias a que la European Boating Industry (EBI) y el International Council of Marine Industry Associations (Icomia) se hayan unido a la Organización Mundial de Turismo.

Diego Santos es profesor de EAE Business School

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Regístrate gratis para seguir leyendo en Cinco Días

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte

Gracias por leer Cinco Días

_

Más información

Archivado En

_
_