_
_
_
_

¿Adiós a las calderas de gas? Los altos precios dejan a medias la transición verde en los hogares españoles

45% de los hogares se plantean cambiar su sistema de calefacción por alternativas más ecológicas, pero el despliegue aún es muy lento

Upset woman thinking about high prices while looking at utilities, gas, electricity, rental charges, Planning personal budget while sitting in kitchen.
shih-wei (Getty Images)
Leandro Hernández

El duro temporal de viento, oleaje y lluvias causado por las borrascas Ciarán la semana pasada ha obligado a muchos españoles a dejar de postergar una de las decisiones más difíciles de cada invierno: prender la calefacción. Y no es una sensación: el 70% de los hogares en España afirman haber tardado más de lo habitual en comenzar la temporada de calefacción este año, según destaca un nuevo informe de Bosch Home Comfort. El gigante alemán brinda una radiografía sobre el consumo y el tibio entusiasmo de las familias en el camino hacia alternativas más baratas y verdes.

Las formas de mantener el calor de los hogares van cambiando lentamente, pero no necesariamente hacia las opciones que promueve la industria. La caldera mural a gas es el sistema más extendido, presente en casi uno de cada cuatro viviendas. En segundo lugar se ubica el aire acondicionado frío/calor y la calefacción central. Esta última solución se posicionaba como el más habitual hasta 2019, pero los últimos cambios normativos, entre la demora en la implementación de la TUR en comunidades de vecinos y la obligación de instalar contadores para acceder a esta tarifa.

Uno de los hallazgos del estudio es la baja penetración de soluciones más sostenibles como la aerotermia. Este sistema — el cual coge aire del exterior y lo convierte en calor o frío — apenas están presentes en el 5% de los hogares. Desde Bosch, uno de los principales fabricantes de estas soluciones, destacan que la baja implantación se debe al “desconocimiento existente” sobre este tipo de alternativas. Según la firma, el 60% de los encuestados desconocen que estos son los “equipos más completos”. El 60,9% del consumo energético de los hogares es causado por el gasto en calefacción y agua caliente, de acuerdo a un estudio de 2020 del IDAE.

La intención, señalan desde la empresa, existe. “Vemos que cada vez son más los consumidores que se plantean no solo mejorar la eficiencia energética de sus hogares, sino también hacerlos más responsables”, afirma Alicia Escudero, directora de Marketing y Producto de Bosch Home Comfort Group para España y Portugal. El estudio afirma que el 45% de los hogares se plantean el cambio a otro sistema que funcione con energías renovables, y tres de cada diez lo hacen por sistemas más eficientes.

La buena predisposición coincide con otras encuestas regionales. Por ejemplo, el último informe de Eurobarómetro publicado en julio de este año destaca que los españoles están por encima de la media europea en su confianza a las tecnologías verdes. El 88% de los encuestados locales destacan la importancia de la eficiencia energética para reducir la dependencia energética, frente al 82% de media en el resto de los Veintisiete, Al mismo tiempo, el 84% de los españoles afirman que las energías renovables permitirán reducir su factura energética, frente al 79% de los europeos.

Precios al alza

El problema, como es habitual, está en el precio: la instalación de una solución de aerotermia varía entre los 7.000 y 24.000 euros. Sin embargo, la industria afirma que las familias amortizan este alto coste en menos de 12 años, además de existir facilidades para financiar la instalación. Otras alternativas con el sello verde, como las calderas a hidrógeno, están lejos de un despliegue masivo.

Pese a que el reporte no lo registra, otros estudios destacan el alza en el uso del combustible más viejo del mundo: la madera. La Asociación Española para la Valorización Energética de la Biomasa (Avebiom) destaca que el 14,7% del calor que se produce en el país se produce a partir de este material, aunque esto abarca más que solo los hogares.

La fortaleza de las soluciones basadas en combustibles fósiles, especialmente gas, ha generado que los precios que pagan las familias aumenten de manera considerable. Desde Bosch señalan que uno de cada cuatro hogares españoles tienen un gasto medio mensual en calefacción superior a 100 euros. En 2021, antes de la invasión rusa a Ucrania, solo el 19% de las familias superaban este techo, frente al 26% actual.

Estos datos están alineados a la inflación registrada en el país. Según datos de Eurostat, los precios de la electricidad para los hogares crecieron al menos un 18% en los últimos dos años para los consumidores de hasta 2.499 kilovatios-hora. Sin embargo, el alza más importante se da en los valores del gas natural, por el que las familias españolas pagan un 65% en el primer semestre de 2023 frente a los costes de la primera mitad de 2021. Para lidiar con estos altos precios, los hogares han intentado reducir las horas de consumo, así como la temperatura de consigna. Lo más habitual, señalan desde la compañía, es reducir el uso entre un 25% y 50%.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Leandro Hernández
Periodista económico. Interesado en entender más de criptoactivos, transformación digital y energía. Se incorporó a este periódico en 2022 después de haber trabajado en diferentes países de América Latina y en Estados Unidos. Estudió Relaciones Internacionales en la Universidad Torcuato Di Tella (Argentina), y el Máster de Periodismo UAM-El País.

Más información

Archivado En

_
_