El grupo BMW incrementó casi en un 50% su beneficio neto en 2022, hasta 18.582 millones de euros

Los buenos resultados de sus marcas Mini y Rolls Royce apoyaron un aumento de la facturación de 28,2%

El logo del fabricante de coches BMW
El logo del fabricante de coches BMWYVES HERMAN (REUTERS)

El grupo automovilístico BMW cerró 2022 con un beneficio neto de 18.582 millones de euros, lo que supone un incremento del 49,1% en comparación con los 12.463 millones de euros del ejercicio anterior, según los datos publicados este jueves por la empresa.

La compañía ha destacado que ha logrado sus objetivos para 2022 en un entorno comercial “difícil”, al tiempo que ha achacado estos resultados a la “mejora de los precios y a los efectos positivos de la combinación de productos, así como a la consolidación total de la empresa conjunta china, BMW Brilliance Automotive Ltd. (BBA)”.

“Hay dos elementos esenciales para nuestro éxito en 2022: un esfuerzo de equipo sólido y apasionado por parte de nuestros trabajadores en todo el mundo y productos que brindan la respuesta adecuada a un entorno persistentemente desafiante”, ha resaltado por su parte el presidente de BMW, Oliver Zipse.

En este sentido, el consorcio automovilístico finalizó 2022 con una facturación de 142.610 millones de euros, es decir, un 28,2% más que los 111.239 millones de euros del año anterior.

El beneficio neto de explotación (Ebit) de la multinacional automovilística germana se situó en 2022 en 13.999 millones de euros, un avance del 4,5% en comparación con los 13.400 millones de euros de 2021. En este contexto, el beneficio neto de explotación del área de automoción de la compañía se situó en 10.635 millones de euros (+7,8% en términos interanuales) y en 257 millones de euros en el de motocicletas (+13,2%).

De este modo, el margen operativo de su división de automoción cerró 2022 en el 8,6% (frente al 10,3% del año anterior), mientras que la del área de motocicletas se ubicó en el 8,1%, dos décimas porcentuales menos que el 8,3% registrado en 2021.

Por otro lado, las ventas mundiales de automóviles del grupo se redujeron un 4,8% al término del ejercicio pasado, hasta 2,39 millones de unidades, de las que 2,1 millones se atribuyen a la marca BMW, 292.922 unidades a Mini y 6.021 a Rolls Royce. En tanto, la empresa matriculó 202.895 motocicletas, un 4,4% más.

La compañía con sede en Munich propondrá a la junta general de accionistas el reparto de un dividendo de 8,5 euros por acción ordinaria (5,8 euros por título el año anterior) y de 8,52 euros por acción preferente (5,82 euros el año anterior) con cargo a los resultados de 2022.

A pesar de este avance de los resultados, la compañía presentará el próximo 15 de marzo su informe anual correspondiente a 2022 y las perspectivas para este año.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela
Normas

Más información

Archivado En